Alonzo Mourning y Mitch Richmond entrarán en el Hall of Fame

Desde este sábado formarán parte del grupo de privilegiados que entran al Hall of Fame.

Alonzo Mourning/www.flickr.com
Alonzo Mourning/www.flickr.com

Según Dave Carmichael, periodista que cubre a Sacramento Kings para KHTK Sports, Alonzo Mourning y Mitch Richmond serán oficialmente este sábado miembros del Hall of Fame de la NBA. Por contra, las candidaturas de Tim Hardaway y Spencer Haywood han sido rechazadas de nuevo.

Alonzo Mourning nació el 8 de febrero de 1970 en Chesapeake (Virginia) y completó su ciclo universitario en la Universidad de Georgetown. Sus números durante los cuatro años que formó parte de los Hoyas fueron 16,7 puntos, 8,6 rebotes y 3,6 tapones. Estas fueron credenciales suficientes para que Charlotte Hornets le escogiera con el número 2 del Draft de 1992.

En su primera temporada en la NBA promedió 21 puntos, 10,3 rebotes y 3,5 tapones, números que le valieron para estar en el mejor quinteto de rookies. Cualquier otra temporada hubiera ganado el ROY, pero tuvo la mala suerte de coincidir con Shaquille O'Neal, que se fue hasta los 23,4 puntos, 13,9 rebotes y 3,5 tapones.

Permaneció en los Hornets hasta 1995, año en el que fue traspasado a Miami Heat, después de tener sus más y sus menos con Larry Johnson, la otra gran estrella del equipo. Alonzo Mourning se convirtió en una leyenda de los de Florida (su número 33 fue retirado el 30 de marzo de 2009). Encajó a la perfección en el sistema de Pat Riley y fue nombrado en dos ocasiones como el mejor defensor de la NBA.

En el año 2000 llegó uno de los peores tragos de su carrera, ya que se le diagnosticó una grave afección renal. En 2003 firmó como agente libre por los Nets, pera nada más comenzar la temporada tuvo que someterse a un trasplante de riñón y no pudo jugar en todo el año. New Jersey le traspasó a Toronto Raptors, pero "Zo" se negó a jugar con los canadienses y compró su libertad para regresar a Miami.

La enorme lucha que llevó a cabo por superar su enfermedad y volver a jugar se vio recompensada en 2006, cuando ganó con los de Florida el anillo (primero para él y para la franquicia). En diciembre de 2007 sufrió una grave lesión de rodilla, lo que supuso su retirada definitiva.

En sus 15 temporadas en la NBA promedió 17 puntos, 8,5 rebotes y 2,6 tapones, siendo uno de los mejores pívots durante la década de los 90.

El otro jugador elegido para entrar en el Hall of Fame es Mitch Richmond, nacido en 1965 en Fort Lauderdale (Florida).

Richmond se formó en la Universidad de Kansas State, con la que jugó dos temporadas. En esos dos cursos promedió 20 puntos por partido y fue seleccionado por los Golden State Warriors con el número 5 del Draft de 1988.

En su primera temporada se hizo con el galardón de rookie del año, gracias a unos números de 22 puntos, 5,9 rebotes y 4,2 asistencias. Permaneció con los Warriors hasta el 1 de noviembre de 1991, día en el que fue traspasado a Sacramento Kings a cambio de Billy Owens.

En la capital californiana siguió siendo uno de los mejores anotadores de la NBA. En 1995 ganó el MVP del All Star, cita a la que acudió seis veces a lo largo de su carrera. Fue la estrella de los Kings hasta la temporada 1997-98 y la franquicia le recompensó retirando su dorsal 2.

Fue traspasado a Washington Wizards, en un intercambio que llevó a Sacramento a Chris Webber. En la capital su rendimiento fue bajando paulatinamente, aunque en su peor año se quedó en 16,2 puntos, 2,9 rebotes y 3 asistencias.

En 2001 firmó como agente libre con los Lakers. Sólo estuvo una temporada de amarillo y púrpura, y no pasó de ser un jugador de rotación. Eso sí, consiguió ganar el anillo con los angelinos y se retiró.

En sus 14 temporadas en la NBA promedió 21 puntos, 3,9 rebotes y 3,5 asistencias.

1. Ir a Bet365

Ir a Bet365

2. Abre tu cuenta

Abre tu cuenta

3. Ver partido

Ver partido

Todo lo que necesitas es una cuenta con fondos - 18+

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter