Luka Doncic, el heredero al trono de Michael Jordan

El jugador de Dallas Mavericks, con solo 20 años y en su segundo año en la NBA, está destrozando todos los récords y poniendo la historia a sus pies

Luka Doncic, jugador de Dallas Mavericks.
Luka Doncic, jugador de Dallas Mavericks.

Rookie del Año en su primera temporada en la NBA, Luka Doncic es la figura del momento en el mundo del baloncesto. A sus 20 años y disputando su segundo año en la liga norteamericana, el joven nacido en Eslovenia es ahora mismo uno de los mejores jugadores del planeta, y ya hay algunos que lo comparan con superestrellas como Michael Jordan, Kobe Bryant o LeBron James.

Y no es para menos. Desde que fuera seleccionado por Atlanta Hawks en la posición nº 3 del Draft de la NBA del año 2018 y traspasado inmediatamente a Dallas Mavericks, la ‘Doncicmanía’ no ha hecho más que acrecentarse debido a actuaciones y récords del propio jugador que ni en los pronósticos más optimistas se esperaba que lograse.

Unos números que invitan a la ilusión

A día de hoy, tras algo más de mes y medio disputado de la presente temporada de la NBA, Doncic es de toda la liga el tercer jugador que más puntos promedia por partido (30.6), el 17º en rebotes (9.9) y jugando de base además, el segundo en asistencias (9.6) y el primero en triples dobles con siete (conseguir al menos 10 dígitos en tres de las estadísticas en un partido: puntos, rebotes, asistencias, robos…).


Pero es que, además, en PER (Player Efficiency Rating), una de las calificaciones que mejor muestra el impacto de un jugador sobre la pista (ya que acumula todas las estadísticas del juego en un solo dato), ha logrado en el mes de noviembre alcanzar el número más alto de la historia de la NBA, con 33.35, superando los registros de leyendas como Wilt Chamberlain (31.8 en la temporada 1962/1963) o Michael Jordan (31.7 en la temporada 1987/1988). Y todo esto teniendo únicamente 20 años.

¿Sería posible que Luka Doncic se convirtiese en el MVP de la Temporada más joven hasta la fecha? El récord actualmente lo posee Derrick Rose, que lo logró en el curso 2010/2011 con solamente 22 años. El esloveno cumplirá 21 en febrero de 2020, así que de lograrlo se impondría a la hazaña de Rose.

Por el momento, no va mal encaminado. Además de medir estadísticas individuales, el premio al MVP de la NBA tiene en cuenta también el récord de victorias/derrotas al final de temporada del equipo al que pertenezca el jugador y, aunque no sea un dato objetivo, normalmente se suele atender a lo mediática que llegue a ser la figura del propio jugador de cara a los medios. Al final, el producto del que más se habla generará más ingresos y publicidad para la liga.

Las estrellas de la NBA, rendidas a sus pies

Esta perspectiva sobre la figura del jugador y las opiniones que se generan sobre su alto nivel y calidad extraordinaria no solo vienen de España, lugar donde el esloveno se crio y creció como deportista. En Estados Unidos, las propias estrellas de la NBA ya se han rendido a los pies de Luka Doncic, LeBron James entre ellos: “He intentado avisarlo de todas las maneras. Doncic es un auténtico hijo de p***”.


Stephen Curry, actual líder de Golden State Warriors, equipo que se ha pasado los últimos años dominando la NBA a nivel general, alabó el nivel del jugador de los Mavs mucho antes de que lo hiciese el resto de estrellas de la liga. A mediados de la temporada pasada dijo lo siguiente: “[Doncic] es increíble. Viendo el nivel de baloncesto que juega, se podría decir que es un jugador veterano. Es un jugador que juega a su propio ritmo. Es divertido verlo en la liga. Hay muchos jugadores con talento y él es uno de ellos”.

El legado de Dirk Nowitzki, sobre sus hombros

El haber empezado justamente en Dallas Mavericks, lugar donde jugó toda su carrera el alemán Dirk Nowitzki, para muchos puede ser coincidencia y para otros la repetición de la historia de un europeo que llegó a los Mavs para hacerles campeones de la NBA. Sea cual sea cualquiera de las opciones, Doncic siempre tendrá el peso de la comparación con el propio Nowitzki.

Y es que ambos jugadores siguieron prácticamente los mismos pasos en su llegada a la liga de baloncesto norteamericana: Dirk Nowitzki fue seleccionado en el Draft de 1998 por Dallas tras disputar cuatro temporadas en el DJK Würzburg de su país natal, mientras que Luka Doncic llegó también a Dallas, y después de cuatro años en el Real Madrid, los dos desde Europa.

La importancia de Nowitzki en los Mavericks y todo el legado que dejó desde su debut hasta su retiro profesional al final de la pasada temporada, es algo que será muy difícil ver de nuevo. Los mejores galardones que logró el alemán en su carrera como jugador fueron los siguientes: Campeón de la NBA (Dallas Mavericks, 2011), MVP de la NBA (2007), 13 veces All Star de la NBA (2002, 2003, 2004, 2005, 2006, 2007, 2008, 2009, 2010, 2011, 2012, 2014 y 2019), elegido Mejor Jugador de la Historia de Dallas Mavericks y Mejor Jugador de la Historia de Alemania.

Para cualquier jugador que no lleva ni un lustro en una competición tan exigente como es la NBA, el ser comparado por un monstruo de ese calibre no suele beneficiarle de cara a su estabilidad mental. Pero nada más lejos de la realidad. El propio Nowitzki avisa de que el esloveno está siendo mejor de lo que fue él a su edad: “El tráfico en el camino Nowitzki es una locura”. Doncic ha ido más allá. Doncic parece ‘El Elegido’. Doncic viene dispuesto no solo a heredar el trono del alemán en Dallas, sino que tiene una proyección que le hace ser el gran candidato para heredar el trono de Mejor Jugador de la Historia que ahora mismo posee el legendario Michael Jordan.


Con toda su carrera por delante, es muy atrevido hacer una afirmación de ese calibre. Sin embargo, los números y su brillante nivel le acompañan. Parafraseando a una de las leyendas del Hip Hop americano como es The Notorious B.I.G., “el cielo es el límite” para un jugador que tiene enamorado a todo seguidor de la NBA. Un talento de los que ya no quedan. Una superestrella encerrada en el cuerpo de un chaval de 20 años. Una Enana Blanca muy cerca de convertirse en una Gigante Roja.

1. Ir a Bet365

Ir a Bet365

2. Abre tu cuenta

Abre tu cuenta

3. Ver partido

Ver partido

Todo lo que necesitas es una cuenta con fondos - 18+

LA APUESTA del día

Comentarios recientes

¡No te pierdas ni una publicacion! X

Dale a "me gusta" en Facebook
Siguenos en Twitter