¿Se equilibran las fuerzas en el Oeste?

Houston entra en juego y los Thunder suman más juego exterior.

James Harden mueve la liga
James Harden mueve la liga

El fin de semana ha sido un mar de declaraciones alrededor del último megatraspaso de la NBA que ha llevado a James Harden de Oklahoma City a Houston. El último en hablar ha sido una de las estrellas del equipo campeón de la Liga, Dwayne Wade, y ha dado en el clavo. El traspaso lo que consigue es equilibrar un poco más la conferencia oeste, invitando a la lucha a un inesperado competidor como Houston Rockets.

El jugador de los Miami Heat se ha mojado:

“Estoy totalmente sorprendido por este intercambio, pero creo que los Thunder hicieron lo correcto”

De hecho, Wade va más allá, lanzando un severo recado a los fans de Los Ángeles Lakers:

“Ahora los Thunder son sin duda el equipo más fuerte en el Oeste”

Puede que no se equivoque, pues si miramos lo que necesitaban los Thunder con detenimiento, nos daremos cuenta que puede que un jugador como Kevin Martin le vaya muy bien a la franquicia del Trueno para poder sumar más puntos exteriores.

Los Thunder ganan en el cambio a un jugador más ágil, más versatil, con una capacidad de desatascar los partidos que se le puede pedir a un jugador que ocupe la posición de sexto hombre. Para ello, además, adquieren a hombre exterior con experiencia en la liga y aunque, su recorrido y potencial sea menor en el largo plazo, adquieren una opción de presente, algo que, al fin y al cabo es lo importante pues Oklahoma tiene un equipo para optar al anillo ahora.

Está claro que pierden un hombre de futuro. James Harden está predestinado a ser una de las figuras de la liga, si no lo es ya. Pierden también capacidad de intimidación en la zona, pero ya lo tienen solucionado con la pareja Kevin Durant y Serge Ibaka. Por el mismo precio se evitan el problema de la renovación de contrato de The Beard, que podría haber desestabilizado el vestuario. Menos problemas, parches plausibles y un fichaje de garantías. Parece que Wade tiene razón.

Donde más pierde la franquicia de Oklahoma City es que refuerza a un rival directo. Houston estaba en un año de reconstrucción. Había basado su proyecto en Jeremy Lin, en crecer al lado de la pepita de oro de origen asiático. Sin embargo, el fichaje de Harden les mete en la carrera. Houston logra un referencia anotadora y, además consigue tener un refuerzo para su juego interior, pues la versatilidad del barbudo alero en labores de colecta de balones es importantísima.

Reflexión a tener muy en cuenta. Lo que es evidente es que la NBA ha ganado en interés con un equipo más en la pomada y James Harden ha conseguido lo que quería, ser lider en su equipo y una megaextensión de su contrato, que en breve será efectiva. Todos ganan o eso parece. El único perjudicado parece Los Ángeles Lakers, aunque en la franquicia californiana andan más preocupados por solucionar su mal arranque liguero y por espantar las dudas que surgen sobre su entrenador.

Comentarios recientes