Ricky Rubio se disculpa con Terry Porter

El base español criticó la decisión del entrenador de mandarle al banquillo ante los Nets

Ricky Rubio se enfadó con el entrenador por enviarle al banquillo
Ricky Rubio se enfadó con el entrenador por enviarle al banquillo

Ricky Rubio le ha pedido disculpas a Terry Porter por las críticas que realizó tras el partido que enfrentó a los Minnesota Timberwolves y a los Brooklyn Nets el pasado miércoles. El base español se enfadó con el técnico de los Wolves por mandarle al banquillo durante el último cuarto, cosa que hizo saber a los reporteros allí presentes a la finalización del encuentro.

El base español Ricky Rubio pidió disculpas públicamente a su entrenador Terry Poster, tras criticarle por la decisión de enviarle al banquillo en el último cuarto en el partido del pasado miércoles entre los Timberwolves y los Nets. El técnico apostó por J.J. Barea en los minutos decisivos, lo que irritó a Rubio, justo cuando estaba realizando un buen encuentro.

Rubio continúa jugando un número de minutos limitados por los médicos, para conseguir una mejor recuperación de su rodilla. En ese momento, Rubio ya llevaba 24 minutos en pista, sobrepasando las recomendaciones del personal médico de la franquicia de Minnesota.

Terry Porter, actual técnico asistente de los Timberwolves, dirigió ese día al equipo debido a la ausencia por motivos personales del head coach, Rick Adelman. Porter no tenía ninguna orden prefijada por Adelman, por lo que su decisión de mandar a Rubio al banquillo fue totalmente propia y pensada durante el mismo encuentro entre los Wolves y los Nets.

Respecto al propio Ricky Rubio, el jugador español no se mostró demasiado contento con la decisión de Porter y así lo comentó en los micrófonos de los reporteros allí presentes. Dicha crítica pública no gustó ni al entrenador ni a la franquicia, por lo que Rubio se vio obligado a pedir perdón por tal desafortunada acción.

''Me disculpé con Porter porque pareció que estaba criticándolo a él y esa no era mi intención. Fue algo contra mi mismo, porque estaba frustado con mi rendimiento que me llevó a no jugar esos minutos. No tiene nada que ver con Porter ni con el equipo'', añadió Rubio tras la polémica nacida en estos últimos días.

En cuanto a su recuperación, ésta va por buen camino. El minutaje del base español va en aumento y su juego comienza a despertar tras varios encuentros donde no apareció por ningún lado. Rubio está de vuelta y los Wolves lo necesitan, ya que cuentan con las importantes bajas de Kevin Love, Nikola Pekovic y Alexey Shved, hombres claves en el esquema de Rick Adelman.

La franquicia de Minnesota confía plenamente en Rubio, a quien ven como una de sus principales estrellas de su presente y futuro. Rubio nunca ha causado problemas desde su llegada a la NBA. Su espíritu competitivo le convierte en un jugador exigente tanto consigo mismo como con los demás.

Comentarios recientes