MVP Gasol respondió al reto con un triple doble

Pau hizo números que no hacía un Laker desde 1978 con Kareem Abdul Jabbar como protagonista

Jose Luis Mas Ricos | 18 Abr 2013 | 11:02
facebook twitter whatsapp Comentarios
Pau Gasol y Kobe Bryant/lainformacion
Pau Gasol y Kobe Bryant/lainformacion

La lesión de Kobe Bryant dejaba a los Lakers sin su líder, tanto dentro como fuera de la cancha, la falta de un referente claro al que agarrarse hizo que el foco apuntara a varios candidatos, pero Pau nunca se esconde, y ayer volvió a demostrarlo, un triple doble, el séptimo de su carrera en la NBA, y con cifras que no hacía ningún jugador de los Lakers desde que en 1978 Kareem Abdul Jabbar lo hiciera, desde entonces nadie vistiendo la camiseta púrpura y oro había anotado al menos 15 puntos, capturado 20 rebotes y repartido 10 asistencias en un partido, y esto es justo lo que hizo Gasol, el día que los Lakers se jugaban la séptima plaza de la conferencia Oeste, y con ello evitar un primer cruce de playoff con los actuales subcampeones Oklahoma City Thunder.


En una temporada marcada por las lesiones y los desencuentros con su entrenador, Pau Gasol ha sabido esperar su oportunidad y aprovecharla, con unos Lakers carentes de todo referente en la pista tras la lesión de Kobe , con Steve Nash lesionado y sin el que los Lakers han hecho un récord de 7-1 esta temporada, Pau se echó ayer el equipo a la espalda para vencer en un vibrante partido a los Rockets por 99-95 con 17 puntos, 20 rebotes y 11 asistencias de un grandioso Pau Gasol, sin duda cifras de auténtico MVP.

Con un entrenador que ha necesitado 77 partidos para ser consciente de que Pau donde hace daño a los equipos rivales es jugando en el poste, y no a seis metros del aro, Gasol está demostrando en este último mes de competición que, si se le deja ocupar su espacio en el campo, es capaz de aprovechar todas las virtudes de su juego. Porque no es un pívot espectacular en cuanto a sus movimientos explosivos, y la edad le ha privado de la velocidad en el juego que antes le hacía parecer un exterior, pero Pau tiene algo que la inmensa mayoría de pívots ya no tienen, y es visión de juego y capacidad de hacer mejores a sus compañeros. Su temporada ha ido de más a menos, y esto lo demuestran las cifras del último mes de competición, ya que en abril los Lakers han disputado ocho partidos con un balance de 7-1, y Gasol en abril ha promediado 16.9 puntos, 12.1 rebotes y 6.6 asistencias, cifras que demuestran todo su potencial.


Kobe Bryant, quien siempre ha apoyado a Pau desde su llegada al Staples, volvía a dar una buena muestra de ello cuando nada más terminar el partido publicaba en su cuenta de twitter "¿Pueden parar ya los rumores de traspaso sobre @paugasol?" directo y claro como siempre ha sido Kobe al respecto de los rumores sobre Gasol. Un Gasol que se mostró del todo agradecido con su compañero y amigo, al terminar el choque "he visto lo que ha escrito Kobe, es genial es un gran amigo, me apoya muchísimo, es alguien que sabe apreciar lo que aporto al equipo" sin duda palabras que demuestran el buen "feeling" existente entre "The Black Mamba" y Pau Gasol y que de paso quizás son un mensaje cifrado hacia un Mike D'Antoni que parece que le ha costado en exceso reconocer lo que Pau le aporta al juego de los Lakers.

Tras todo lo sufrido esta temporada por los Lakers, esta séptima plaza sabe a gloria al equipo, si bien, una franquicia con el historial de la angelina puede y debe aspirar a mucho más que a meterse en playoff. Ahora esperan los Spurs, un equipo el de Popovich que juega posiblemente el mejor baloncesto de equipo de la competición y que como en su día ya explicó Phil Jackson, utiliza en su juego ofensivo, muchos de los movimientos que utilizaban los Lakers en la época del maestro Zen en el banquillo. Veremos que son capaces de ofrecer, en una eliminatoria en la que el morbo de ver el regreso de T-Mac a la liga, marcará la serie.

Será esta sin duda una buena ocasión para ver como maneja a sus piezas Mike D'Antoni, quien no parece tener un plan más allá del siguiente partido desde hace ya algún tiempo con los Lakers. Una serie de playoff que pondrá a muchos jugadores en su sitio, pero que también será clave para los entrenadores, la decisión de Pop de cambiar a Stephen Jackson por Tracy McGrady puede salirle muy cara si no da el resultado esperado. Por su parte Mike D'Antoni, quien no tiene garantizada su continuidad en el equipo ni mucho menos para la próxima temporada, también tiene mucho que demostrar en esta serie.