Grant Hill se retira, se va el primer heredero de Michael Jordan

Con Grant Hill, se va uno de los jugadores más completos de todos los tiempos

Gran Hill & Michael Jordan/nba.com
Gran Hill & Michael Jordan/nba.com

Grant Hill se retira, y lo hace de la única manera en la que ha sabido actuar desde su llegada a la liga, lo hace de manera discreta, pero generando un gran impacto, el anuncio lo hizo el propio Hill en la previa del Game 6 de la apasionante ECF que está enfrentando a Indiana Pacers y Miami Heat, el jugador hizo pública su decisión a la cadena de televisión TNT, Hill había tomado la decisión de retirarse y lo hacía dejando atrás una de las más completas carreras en la NBA, con 19 años de profesional y un sinfín de lesiones que no le dejaron explotar unas condiciones que todo el mundo adivinaba como inmejorables para ser uno de los mejores de todos los tiempos, pero a quien los tobillos y una operación que a punto estuvo de costarle la vida no le dejaron demostrar todo el baloncesto que llevaba dentro. Se va Grant Hill, un jugador que a lo largo de estas 19 temporadas en la liga promedió 16.7 puntos 6.0 rebotes y 4.1 asistencias en los 1067 partidos que disputó, sin duda estos son los números propios de una mega estrella de la liga.

Grant Hill, anunció en la previa del partido que enfrentaba a Indiana Pacers y Miami Heat su decisión de retirarse del baloncesto profesional, y lo hacía después de 19 temporadas al más alto nivel de la liga, y demostrando a lo largo de esos años, y lesión tras lesión que estaba hecho de otra pasta y que solo los elegidos están dotados del espíritu de superación y de cambio del cual está dotado Grant Hill. "después del final de temporada, durante las últimas cuatro o cinco campañas, me tomaba un mes para decidir si quería seguir o no jugando. Simplemente este año, he decidido que no voy a seguir jugando otra temporada" así de sencillo y fácil, tal y como era en la cancha, anunciaba su retirada de las canchas de la NBA, un auténtico caballero como siempre lo fue Grant Hill.

Hill, llegó a la liga en 1994, tras vencer el campeonato universitario con Duke en dos ocasiones, los Pistons le escogían el pick #3 del draft por detrás de Glenn Robinson y Jason Kidd. Grant Hill, no decepcionó en su primera temporada en Detroit, hasta el punto de lograr el galardón de Rookie of the Year que acabó compartiendo con Jason Kidd, otro jugador que sigue en activo y que es probable que continúe una temporada más. El primer año de Hill en Detroit fue espectacular, 19.9 puntos por partido, 6.4 rebotes y 5 asistencias por encuentro, le convirtieron en el primer novato de los Pistons desde la época de Isiah Thomas en lograr los 1.000 puntos en la temporada. A todo ello, se unía un hecho histórico, y es que Hill, se convertía en el primer novato de cualquier deporte de equipo norteamericano, en liderar las votaciones para estar presente en el All Star Game, superando por un estrecho margen nada menos que a Shaquille O'Neal.

La siguiente temporada en Detroit, Hill, todavía consiguió mejorar sus prestaciones, algo que parecía ciertamente complicado. Lideró nuevamente las votaciones para estar presente en el All-star game, pero además de eso, fue líder de la liga en triples dobles con 10 en toda la "regular season". Esa segunda temporada la finalizó, formando además parte del equipo olímpico americano, que se adjudicó la medalla de oro olímpica en los Juegos Olímpicos de Atlanta 1996. La siguiente campaña el juego de Hill, seguía creciendo en la liga, nuevamente volvía a liderar la faceta de líder en triples dobles por partido, con 13 en esta ocasión pero además, se convertía en el primer jugador desde que lo hiciera Larry Bird en la temporada 1989-1990, en acabar una "regular season" con más de 20 puntos, 9 rebotes y 7 asistencias, unas cifras, que dicho sea de paso, nadie ha conseguido igualar desde entonces. Esa temporada fue un serio candidato a liderar el MVP de la liga, aunque finalmente acabó tercero en esta votación en la que fue superado por Karl Malone y Michael Jordan, nada menos.

Los últimos años de Hill en los Pistons, estuvieron marcados por las frustración de no ser capaz de llevar lejos en los playoff al equipo que o bien caía en primera ronda o bien quedaba totalmente fuera de los playoff como fue el caso de la campaña '95 y '98. Ya en la temporada 2000, empezó el calvario de las lesiones para Grant Hill, quien se hizo un esguince de tobillo poco antes del inicio de los playoff, pero que quiso seguir ayudando al equipo hasta que durante el Game 2, tuvo que decir basta y parar. Ahí empezaba un calvario que ya acompañaría a Hill, durante el resto de sus campañas en la NBA.

Tras pasar sus seis primeras campañas en los Pistons, los números de Hill, eran simplemente espectaculares, 9,393 puntos, 3.417 rebotes y 2.720 asistencias, son cifras que en sus seis primeras campañas en la liga tan sólo han podido mejorar, Lebron James, Larry Bird y Oscar Robertson, lo cual pone en valor más si cabe, la figura del hombre del que estamos hablando. Pero llegó el 2.000 y con la lesión de tobillo ya olvidada, Hill se convierte en agente libre, y acepta la propuesta de Orlando Magic, allí iba a formar pareja nada menos que con Tracy McGrady, formando una de las más peligrosas líneas exteriores de la liga. Pero las lesiones se cebaron con él, su tobillo no había quedado recuperado del todo y tan sólo le permitió disputar, 47 partidos, durante sus cuatro primeras campañas en Orlando. Pero lo peor estaba todavía por llegar.

En marzo de 2.003 Hill, decidió someterse a una operación por la que se tenía que fracturar el tobillo y volver a alinearlo con el hueso de la pierna, realizada la operación, Hill empezó a sufrir ya en su casa, fuertes fiebres superiores a los 40º acompañados de convulsiones, que hicieron que fuera ingresado de urgencia, y a punto estuvo de costarle la vida, todo fue debido a una infección consecuencia de la operación. Finalmente en la temporada 2004-2005 volvía a aparecer sobre las canchas. Un par de campañas más que meritorias con los Magic, hasta caer eliminados por sus Detroit en la primera ronda de playoff, llevaron a Hill a tomar un nuevo rumbo en su carrera profesional.

Los Suns fueron ya el penúltimo destino de Grant Hill en la liga, un equipo en el que a Grant Hill, y gracias al exhaustivo control médico al que fue sometido, se le pudo ver disfrutar nuevamente del baloncesto. La temporada 2008-2009, fue precisamente la primera en la que Grant Hill, pudo disputar los 82 partidos de la liga regular con su equipo. Llegando en 2010, a las únicas finales de coferencia que pudo disputar en las que cayeron contra Los Angeles Lakers. Finalmente la temporada pasada Hill, aceptó un último reto en su carrera y aceptó formar parte de los Clippers, una lesión de rodilla le impidió participar durante más de la mitad de la temporada, aunque finalmente llegó a participar en 29 partidos, en los que promedió 3.2 puntos y 1.7 rebotes. Y hasta aquí llegó el legado de Grant Hill, una leyenda de la NBA, a quien las lesiones no le dejaron llegar más lejos.

Sin duda sus logros personales, medalla de oro olímpica, 7 veces All-Star de la NBA, quinteto ideal de la liga en 1997, cuatro veces más presente en el segundo mejor quinteto, presente también en el quinteto de rookies, rookie del año, dos campeonatos de la NCAA con Duke, son logros al alcance de muy pocos. Con Grant Hill se va todo un caballero de la NBA, un ejemplo de superación para mucha gente que se hunde al primer obstáculo. Grant Hill, se va el primer heredero de Michael Jordan y que de hecho en alguna ocasión logró superarle.

1. Ir a Bet365

Ir a Bet365

2. Abre tu cuenta

Abre tu cuenta

3. Ver partido

Ver partido

Todo lo que necesitas es una cuenta con fondos - 18+

LA APUESTA del día

Comentarios recientes