Jacob Pullen nuevo base del Barcelona

Tras un verano plagado de rumores al respecto el FC Barcelona ha decidido por fin quien será su refuerzo en la posición de base. Se trata de Jacob Pullen un jugador con apenas dos años de experiencia en el baloncesto europeo en los que ha demostrado una extraordinaria capacidad de cara al aro. Con este fichaje el Barcelona cuenta en su plantilla con tres bases de características muy distintas lo que les permitirá ampliar su arsenal táctico.

Jacob Pullen de 23 años y 1,83 m es el elegido por el Barcelona para reforzar la posición de base. Se trata de un jugador norteamericano pero con pasaporte de Georgia, con cuya selección disputará el próximo Eurobasket de Eslovenia, por lo que no ocupará plaza de extracomunitario. Su historial en Europa es corto, apenas dos años que le han bastado para demostrar su gran capacidad anotadora.

Tras ser una estrella en su etapa universitaria, en la Kansas State University de la que es el líder histórico en anotación, llegó en 2011 al Angelico Biella italiano donde completó una gran temporada promediando 16 puntos y 3,3 asistencias por partido. De ahí pasó al Hapoel Jerusalem donde alcanzó los 12,5 puntos y 4 asistencias de media en los 19 choques que jugó hasta que en marzo volvió a la Lega de la mano de Oknoplast Bolonia. En los 8 partidos que disputó en esta segunda etapa en Italia promedió unos extraordinarios 22,4 puntos y 1,9 asistencias con unos porcentajes del 52,8% en tiros de dos y 46,8% en tiros de tres, destacando su actuación contra el Sassari donde se disparó hasta los 38 puntos.

En el juego de Pullen destaca sobremanera su habilidad para el lanzamiento, especialmente de tres puntos, que es capaz de ejecutar en todas sus versiones, en estático, tras finta, tras dribbling, parándose en carrera o saliendo del bloqueo. La distancia o el momento del partido no suponen para él un gran problema. También es hábil en la penetración aprovechando cualquier resquicio en las defensas rivales o sorprendiendo con tiros a mitad de acción. En defensa es un jugador activo, al que le gusta meter las manos, pero sufre ante rivales con mayor fuerza física.

En principio llega al Barcelona como tercer base, pero si su adaptación es rápida no sorprendería que disputase casi tantos minutos como sus compañeros de posición. Las características de los tres directores de juego azulgranas no pueden ser más diferentes y serán las circunstancias de los partidos y las necesidades del equipo en cada momento las que marquen sus minutos en pista. Pascual cuenta ahora con un base organizador, un especialista defensivo y otro anotador.

Sin duda el de Pullen era un fichaje muy necesario para el Barcelona que desde la salida de Lakovic ha visto como algunos de sus rivales flotaban descaradamente a sus directores de juego para hacer ayudas en la pintura. Desde Blog de Basket le deseamos mucha suerte en su etapa en España y una rápida adaptación a nuestra liga.

Comentarios recientes