Brooklyn Nets y New York Knicks compartirán sede en el All Star Weekend 2015

El Madison Square Game y el Barclays Center compartirán sede del All Star Weekend

La NBA sigue innovando en todos los eventos que organiza, si ayer anunciaba que estudian la posibilidad de volver a utilizar los motes en las camisetas de los jugadores, en lugar de sus habituales apellidos, y confirmó que el All Star Weekend de 2016 tendrá su sede en Toronto, lo que supondrá que por primera vez se dispute un All Star, fuera del territorio de los Estados Unidos, en las próximas horas puede anunciar otra novedad. Y es que, según apuntan diversas fuentes, el All Star Weekend 2015 podría volver a la ciudad de New York, pero la gran novedad sería que la sede sería compartida entre el Madison Square Garden y el Barclays Center, de este modo, tanto Brooklyn Nets como New York Knicks, se convertirían en anfitriones de un evento que hasta ahora únicamente se había disputado en un solo recinto.


FOTO: nydailynews.com

New York Knicks y Brooklyn Nets acogerán el próximo 2015 el All Star Weekend. Con la rivalidad entre ambas franquicias en pleno ascenso desde el aterrizaje en la gran manzana de Paul Pierce, Kevin Garnett y compañía, ahora ambas franquicias compartirán el evento más importante del año en la NBA, y es que el próximo miércoles la NBA y el alcalde de la ciudad anunciarán de manera oficial que el próximo All Star Weekend de 2015 se disputará en New York.

Según apuntan fuentes cercanas a la noticia, el Barclays Center donde disputan sus partidos los Brooklyn Nets, será la sede donde se disputen los concursos individuales, habilidades "Rising Stars", concursos de mates, triples, etc, por su parte el partido de las estrellas tendría su sede en el mítico Madison Square Garden.



Según palabras de comisionado David Stern durante el pasado All Star Weekend celebrado en Houston, "Brooklyn Nets y New York Knciks, eran los únicos que habían solicitado ser sede del All Star Weekend en 2015", y estaba tratando de llegar a un compromiso con ambas franquicias, compromiso que según se rumorea, podría ser el de volver a repetir la experiencia de compartir sede, pero invirtiendo los eventos que tanto uno como otro albergarían.

Sin duda, una nueva muestra de que en la NBA no existen barreras y que cualquier propuesta la pueden llegar a convertir en una oportunidad de negocio y expansión, algo que les sigue poniendo al frente de las grandes ligas mundiales.

Comentarios recientes