Paul Pierce y Kevin Garnett no jugarán en el TD-Garden

Ambos jugadores fuera de la lista que disputará el partido por parte de Brooklyn Nets

Jose Luis Mas Ricos | 23 Oct 2013 | 11:38
facebook twitter whatsapp Comentarios
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro

Uno de los regresos más esperados de la preseason NBA, finalmente no se va a producir. El partido que se disputará esta noche en el TD-Garden de Boston y que enfrentará a Brooklyn Nets y Boston Celtics, era uno de los partidos con más morbo de la preseason, el motivo no era otro que el más que posible regreso a Massachusetts de dos de sus ídolos Kevin Garnett y Paul Pierce. Pero finalmente, habrá que esperar hasta el próximo 26 de Enero, para que los aficionados de los Celtics puedan rendir el merecido homenaje a dos de los jugadores que llevaron a los Celtics a conquistar su último anillo en 2008. Brooklyn Nets daba la lista de jugadores que disputarán esta noche el encuentro, y tanto el lesionado Deron Williams como los ex de los Celtics, Kevin Garnett y Paul Pierce, aparecían como "out" para este partido.

FOTO: celticshub.com

Paul Pierce declaraba tras disputar el primer encuentro de su vida contra "sus" Boston Celtics, que "se me hizo raro ver todos esos uniformes verdes en mi contra" así definió sus sensaciones tras el partido que se disputaba en el Barclays Center de Brooklyn la pasada semana. Tras quince años vistiendo la camiseta de los Celtics, no era para menos y más todavía si se trataba del primer partido de su carrera con los Celtics como rival. Pero este partido era el primero de una serie de dos partidos que esta preseason iban a disputar Boston Celtics y Brooklyn Nets.

El segundo de ellos, será el que esta noche se dispute, pero el escenario será diferente, ya que será el mítico TD-Garden de Boston, la sede en la que se dispute. El morbo, sin duda, iba a ser ver en el Garden con una camiseta que no fuera la de los Celtics a Kevin Garnett y Paul Pierce, pero como ya confirmara el propio Jason Kidd, y tal y como quedó confirmado con la lista de hombres convocados para el partido, ni uno ni otro disputarán este encuentro.

Al parecer la decisión, consensuada, por los implicados y su entrenador, Jason Kidd, no se debe a ningún tipo de molestia física, ya que fue el propio Kidd, quien confirmara que ambos estarán disponibles para el último partido de la pretemporada que disputarán los Nets frente a los Heat de Miami. Por lo que se confirma que la decisión no es en ningún caso, debido a ningún tema físico.

En Boston pues, y tras esta pequeña decepción, por otro lado por todos esperada, tendrán que esperar a una fecha, el 26 de Enero, para poder, al fin, ver a dos de los jugadores más queridos en Boston de los últimos años. Una fecha y un partido que ningún Celtic, puede perderse.