Un derbi en cuartos de final de la Copa del Rey (108-111)

Por casualidad del sorteo, el Real Madrid y el FC Barcelona se vieron las caras en los cuartos de final de la Copa del Rey, por lo que uno de ellos tenía que ir fuera a las primeras de cambio. El FC Barcelona llegaba más debilitado a esta Copa, puesto que había entrado como sexto clasificado a disputar este torneo. El partido no era apto para cardiacos, desde el inicio, comenzaron los roces entre los jugadores de ambos equipos.

Se llegó al tiempo extra con empate a 77. Cuando todo parecía favorable al Real Madrid, el conjunto de Xavi Pascual, concretamente Lorbek, dispuso de dos tiros libres cuando perdía por tres puntos en el marcador. El segundo tiro fue errado, Tomic capturó el rebote ofensivo, pasó el balón a Erazem Lorbek que anotó una canasta de media distancia para llevar el partido a una igualada segunda prórroga.

Ya en la segunda prórroga, Lorbek, Tomic y Pete Mickeal dieron vida al conjunto azulgrana, que cogió una mínima ventaja que la supo aprovechar con la efectividad de los tiros libres. El Real Madrid se retiró cabizbajo, ya que eran claros favoritos para pasar a la siguiente ronda aunque tuviesen delante su rival más temible. Finalmente, el conjunto blaugrana se llevó la Copa del Rey de Vitoria tras vencer en semifinales al anfitrión, el Baskonia (69-80) y en la final imponiéndose al Valencia Basket (85-69)

REAL MADRID: Draper (2), Llull (23), Rudy Fernández (15), Mirotic (17), Begic (-) --quinteto inicial-- Sergio Rodríguez (18), Carroll (17), Suárez (2), Reyes (2), Slaughter (8) y Hettsheimeir (4).

FC BARCELONA REGAL: Sada (2), Navarro (11), Mickeal (26), Wallace (11), Tomic (20) --quinteto inicial--; Huertas (13), Jasikevicius (-), Oleson (5), Rabaseda (-), Lorbek (17) y Jawai (6).

Comentarios recientes