Los Knicks renacen sin J.R Smith ganando a LeBron y sus Heat

Carmelo Anthony se llevó el duelo ante LeBron (92-102) y guió a los Knicks a la cuarta victoria en los últimos cinco partido

Roberto Carlos Mateos | 10 Ene 2014 | 05:18
facebook twitter whatsapp Comentarios
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro

Los Knicks están de vuelta en este 2014, en el que acumulan cuatro victorias en cinco encuentros, y demostraron anoche en un Madison Square Garden -que nunca perdió la fe- que son capaces de ganar a los campeones, mandando un mensaje claro a la NBA. Poco queda del equipo que se dejaba destrozar en casa ante equipos sin aspiraciones. Carmelo Anthony sigue siendo el líder de la manada, mientras parece el pastor Woodson ya ha encontrado a su oveja negra; J.R. Smith, quien se perdió el partido por decisión técnica.

La mejor versión de los New York Knicks -al menos la que ha conseguido vencer a unos Miami Heat sin bajas importantes- de la temporada fueron ocho jugadores comprometidos y luchadores que levantaron al público del Madison Square Garden con una segunda parte en la que barrieron a los bicampeones Miami Heat y a su estrella, LeBron James.

Sin J.R Smith, -con quien los Knicks y Woodson parecen haber perdido la paciencia- ni Tyson Chandler -lesionado- Nueva York consiguió apagar la llama de Miami Heat en una gran segunda parte a nivel colectivo. Melo anotó 29 puntos, atrapó 8 rebotes, repartió 5 asistencias y robó 2 balones, mientras que King James hizo 32 puntos, capturó 5 rebotes, dio otras 6 asistencias y robó un balón, pero perdió 6.

Raymond Felton completó un gran partido, consiguiendo 13 puntos, 14 asistencias y 5 rebotes. Amare Stoudemire también consiguió un doble doble desde el banquillo; logrando 14 puntos y 11 rebotes.

Dwayne Wade no tuvo su día desde la linea de personal. A pesar de sus 23 puntos con buenos porcentajes (11/15 TC) Flash falló los 6 tiros libres que lanzó.

Carmelo Anthony puede empezar a replantearse la idea de salir de Nueva York este verano. No es una broma, si los Knicks siguen en la dirección que llevan en 2014 no sería de extrañar que en tres meses estemos hablando del tercer equipo de la Conferencia Este, y si se diera ese panorama, pase lo que pase en Playoffs, ¿Por qué no quedarse otro año y cobrar casi 24 millones de dólares?. Aunque queda mucho camino pedregoso, y el cuento de la lechera Carmelo se lo sabe de memoria.

Una de las jugadas del partido fue este 3+1 que consigue Ray Allen para los Miami Heat, que aunque de poco les sirvió, ponía algo de emoción en el partido.