J.R. Smith: “No sé por qué no juego”

J.R. no jugó de nuevo y fue el único miembro de los Knicks que no disputó ni un minuto en Charlotte

J.R. Smith no tuvo problemas para comparecer ante los medios tras la derrota de los New York Knicks en Charlotte, en su segundo ‘castigo’ por problemas disciplinarios o de juego que él dice desconocer por completo. Sus declaraciones añaden más fuego al aparente conflicto entre él, el entrenador Mike Woodson –que también habló– y la dirección de la franquicia. El misterio rodea la situación del jugador, que desde hoy podría ser traspasado al terminar una cláusula especial en su contrato con el club neoyorquino.

J.R. Smith reflexionando en el banquillo, donde cada vez pasa más ratos / nba.com

No jugó tras haberlo hecho los dos últimos encuentros de forma consecutiva. Parecía que a J.R. le habían dado un toque ante Miami y que las aguas se volvían a calmar en Nueva York tras cinco victorias consecutivas y dos presencias del polémico escolta en pista.

Ante Charlotte, de nuevo, J.R. se quedó en blanco. “No, ya no me sorprende no jugar tras lo ocurrido en el partido contra Miami”, empezó J.R. tras la primera pregunta de los reporteros. “No me han dado ningún motivo, me he dado cuenta durante el partido”, declaró Smith con cara de abatido y con cierta resignación.

“No hemos hablado de nada en concreto. No tengo ni idea de lo que pasa pero si no juego aquí [en la pista], iré al gimnasio y a la pista de entreno para mejorar y trabajar y entonces ver que pasa después de eso”. Preguntado sobre un posible traspaso declaró no estar preocupado y dijo que su voluntad era arreglar la situación con los Knicks y jugar en Nueva York.

– Periodista: ¿Qué crees que debes arreglar?

J.R.: Siceramente, no lo sé, tomarme las cosas día a día e intentar descubrir como puedo ayudar más al equipo. Si entonces no funciona no tiene sentido que yo continúe aquí.

“La comunicación desde mi bando se terminó. Quiero demostrar todo a través de mi esfuerzo”, sentenció Smith antes de dejar una última perla. “Si todo esto empezó por lo de las zapatillas es completamente ridículo”.

Mike Woodson fue tajante respecto a la situación de su jugador. Preguntado por él, saltó a a la pregunta con una escueta respuesta: “No voy ni a comentar el tema de J.R., simplemente no lo hice jugar”. Repitió la respuesta cuando otros periodistas intentaron sacar algo más.

Misterio, nadie sabe el motivo concreto de la inactividad de J.R. Smith, que después de sufrir el mismo problema contra los Miami Heat, participó en dos encuentros consecutivos de la racha de cinco triunfos de Nueva York ante Philadelphia y Phoenix. Smith fue de nuevo, la pasada madrugada, el único jugador de los Knicks que no disputó ni un minuto. A él no le han dado ninguna explicación y, según transmite en su discurso, él no piensa hablar tampoco con los que han decidido sentarle.

Sin duda, los asuntos disciplinarios y quizás su vida nocturna tienen mucho que ver con la extraña y opaca situación del que fuera sexto hombre del año en 2012.

Comentarios recientes