El propio Jordan se disculpó con Tony Wroten por las zapatillas defectuosas

¿Veremos más zapatillas desintegrarse esta temporada?

Todo el mundo vio como el pasado sábado una de las Air Jordan del jugador de los Philadelphia 76ers Tony Wrotten, se quedaba sin suela tras un movimiento brusco del base de 20 años en la linea de fondo. La zapatilla quedó destrozada, inservible, y el jugador de los Sixers se puso en contacto con el mismísimo Michael Jordan para preguntarle por lo sucedido, ya que las había adquirido por una suma superior a los 300 dólares.


La vergüenza que tuvo que pasar Tony Wroten al verse obligado a defender el siguiente ataque de los Indiana Pacers con el pie derecho descalzo, y a irse a vestuarios, entre las risas del público, a cambiarse de zapatillas, no es relevante en comparación con el sonrojo por el que ha pasado Michael Jordan, que tuvo que verse obligado a disculparse con el agente del joven jugador de los Sixers. Según el propio Wroten Michael Jordan llamó a su representante para disculparse personalmente por lo ocurrido.

Ya hemos visto esta película, esta misma temporada otros jugadores que calzaban zapatillas Nike o Jordan veían como su zapatilla quedaba destrozada por un movimiento brusco del tobillo. La zapatilla izquierda de Manu Ginobili también sufrió el mismo problema, hace tan sólo tres semanas. Parece difícil que la causa esté en los movimientos de los jugadores, que siempre han sido los mismos. Por lógica, todo apunta a defectos de fabricación o a un cambio en el proceso de fabricación del calzado por parte de Nike o de sus proveedores directos aunque evidentemente no hay ninguna información.

Comentarios recientes