51 puntos de Brewer guían a los Timberwolves

Ricky Rubio aportó un doble-doble en la victoria contra Houston Rockets (110-112).

Ante la ausencia de Kevin Love, Corey Brewer se convirtión en el brazo ejecutor con 51 puntos de unos Minnesota Timberwolves que vencieron por un ajustado 110-112 a Houston Rockets. Además, Ricky Rubio aportó un doble-doble con 16 puntos y 10 asistencias y el rookie Gorgui Dieng (12 puntos y 20 rebotes) anotó la canasta decisiva tras pase del español a falta de 4,6 segundos.

Además de los 51 puntos anotados, Corey Brewer sumó 6 robos. En los últimos 25 años sólo tres jugadores habían conseguido en un mismo partido anotar más de 50 puntos y robar más de 5 balones. Y esos tres elegidos han sido nada más y nada menos que Michael Jordan, Allan Iverson y Kobe Bryant.

Por lo tanto, el partido de Corey Brewer podría considerarse histórico, ya que el alero también consiguió igualar la mejor marca anotadora de los 25 años de historia de la franquicia. Hasta ahora el único jugador que había alcanzado esta cifra con la camiseta de los Timberwolves era Kevin Love, que lo consiguió el 23 de marzo de 2012 en un choque frente a Oklahoma City Thunder, aunque es cierto que aquel encuentro se resolvió tras dos prórrogas.

Pero Corey Brewer no fue el único protagonista de la noche. Ese papel también recayó en el rookie Gorgui Deng, un jugador que en cuanto le han dado la oportunidad ha demostrado que tiene un futuro importante dentro de la NBA. El pívot africano fue el encargado de anotar la canasta decisiva, tras pase de Ricky Rubio, cuando restaban poco más de cuatro segundos. Con esa acción, el ex de la Universidad de Lousville remató una gran actuación, ya que se fue hasta los 12 puntos, 20 rebotes y 3 tapones.

El trío mágico de los Timberwolves lo completó Ricky Rubio, que con un doble-doble de 16 puntos y 10 asistencias, dirigió a la perfección el ataque de los de Adelman. Entre Brewer, Deng y el español, hicieron olvidar las bajas de Kevin Love, Kevin Martin y Nikola Pekovic.

En los Rockets el mejor fue James Harden, que rozó el triple-doble al terminar con 33 puntos (4/5 en triples), 10 asistencias y 8 rebotes. Chandler Parsons con 27 puntos, 7 rebotes y 7 asistencias también estuvo brillante, aunque los de Kevin McHale echaron de menos más aportación de otros jugadores.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes