Brooklyn y Toronto se irán al séptimo partido

Será la segunda serie en el Este que fuerza siete partidos.

Brooklyn Nets quiere seguir vivo en la lucha por el anillo y forzó ayer ante los Raptors el séptimo partido de su serie de Primera Ronda de Playoffs. El equipo entrenado por Jason Kidd no dejó opción a los Raptors ha llevarse la serie y les emplaza al próximo domingo, donde se decidirá la última serie de la Conferencia Este.

Antes del partido se habían repartido a lo largo de Brooklyn y en las redes sociales carteles donde se anunciaba la desaparición de un hombre, Deron Williams, muy ausente durante toda la serie. Pues dicho y hecho el base de los Nets apareció en el momento justo para forzar un séptimo parte ante los Raptors. Anotó 23 puntos, el mejor de su equipo, y contrarrestó la ofensiva de DeMar DeRozan (28 puntos), empeñado en cerrar la serie ante los Williams, Johnson, PIerce, Garnett y compañía.

La realidad es que el partido ya estaba decidido al finalizar el primer cuarto. En un Barcklays Center bastante desangelado, los Nets ya vencían de 15 al finalizar el primer cuarto y la ventaja poco más bajaría a partir de entonces, siempre con los Nets rondando esa diferencia, con algún leve parcial de los Raptors que inmediatamente Deron negaba. A partir del descanso las ventajas crecería aún más y los Nets ya se irían por encima de los 20 puntos. No había opción para los Raptors.

Al comienzo del último cuarto los suplentes del equipo canadiense acercaron a su equipo a diez puntos, pero ahí aparecieron Garnett, Deron y sobre todo Joe Johnson, que desde la línea de tiros libres sellaba el partido y mandaba otra serie más al séptimo y decisivo partido, el segundo del Este y el quinto en total. Deron Williams anotó 23 puntos y Garnett 17 por los Nets, mientras que DeRozan se fue a los 28, el mejor de Toronto.

LA APUESTA del día

Comentarios recientes