El desembarco ha comenzado: Mullens a la CBA

Byron Mullens ha decidido hacer las maletas desde la NBA hasta la Liga China, donde competirá en una Liga "menor" pero con gran proyección.

La Liga China es muy tentadora para muchos jugadores de la NBA, que ven en ella la forma de ascender y además, ganar algo de dinero.

El jugador de Los Ángeles Clippes y los Charlotte Bobcats, entre otros, Byron Mullens ha firmado, según el periodista de TWC Deportes, Alberto de Roa por el Shanxi chino, del que era entrenador el español Chus Mateo.

De esta forma, Mullens abre una veda en la que está muy interesado el polémico Metta World Peace, que podría unirse al desembarco que acaba de comenzar. En menos de una semana, ambos jugadores podrían cruzar el charco dejando a la NBA de lado. Como ya informamos hace unos días, el antiguo Artest está muy cerca de firmar un contrato con los Sichuan Blue Whales, tal y como afirmó en su cuenta personal de Twitter el periodista de la ESPN Ian Begley.

Mullens seguirá la estela que han marcado las últimas temporadas jugadores del calibre de Stephon Marbury o Gilbert Arenas. Además, la NBA tiene el objetivo de utilizar la CBA para expandir su mercado, como un lugar nuevo y abierto que está por explotar. Las instalaciones de la Liga son magníficas, al igual que su presupuesto y la afición siempre es fiel a su equipo, dando un apoyo firme en cada choque o evento.

La presencia de jugadores extranjeros, cada vez más común, es algo muy beneficioso para el campeonato y su crecimiento, y más si provienen de la NBA, tan bien valorada por los chinos. Mullens buscará ser el nuevo Stephon Marbury, campeón con los Beijing Ducks y MVP de las finales con unos fantásticos promedios de 33.4 puntos, 4 rebotes y 5.25 asistencias, coronándose como líder de la competición.

Mullens llegó a la NBA de la mano de los Dallas Mavericks, equipo que le traspasó, inmediatamente, a Oklahoma CIty, En los Thunder no tuvo demasiada importancia. El espigado jugador de Ohio fue mandado a la D-League y más tarde al Panionios. En 2011, Mullens tuvo un gran auge. Bobcats confió en él y Byron respondió: cerca de 10 puntos y 6 rebotes y rondando los 25 minutos fueron un buen boxcore.

Tras esto, salió de Charlotte para pasar dos años sin importancia, el primero en Clippers y el segundo en Sixers. Ahora, ha decidido poner rumbo a otra Liga para desarrollarse como jugador y probablemente, volver a su lugar de nacimiento para intentar triunfar.

China es un caramelo para los jugadores y Mullens ha abierto la puerta,

Comentarios recientes