Morey y Cuban avivan la rivalidad Rockets-Mavs

El General Manager de Houston respondió a unas declaraciones del excéntrico propietario acusándole de destruir un equipo ganador.

En el último año ha surgido en la NBA una nueva rivalidad estatal en Texas. Houston Rockets y Dallas Mavericks, en boca de su General Manager y de su propietario, respectivamente, han hecho sonar la campana del combate. Intentos frustrados de contrataciones, robos de estrellas y por último, acusaciones de haber destruido un equipo campeón han sido los primeros asaltos. El último protagonizado por Daryl Morey hacia Mark Cuban.

Como ayer revelaba nuestro compañero Enrique García en su web Dmavs.net, Daryl Morey ha decidido entrar al trapo a unas declaraciones vertidas por Mark Cuban hace unos meses. En una entrevista concedida a Adrian Wojnarowski, de Yahoo! Sports, Morey ha respondido a las acusaciones de Cuban de estar más pendiente de las matemáticas que de la química respecto a la confección de su plantilla. El propietario de los Mavs hacía referencia a la querencia de Morey por el análisis avanzado de las estadísticas y dejar de lado el factor humano de la plantilla.

"Rechazo totalmente eso de que sólo nos fijamos en las matemáticas. Nuestros equipos han tenido una gran química y es algo en lo que creemos. Oye, si Mark creyese tanto en la química, no habría desmontado el equipo campeón para tener espacio salarial. Está intentando reunir a mucha de aquella gente ahora, recuperando al pívot de aquel equipo. Quizás se ha iniciado en la religión de la química recientemente. Ha triplicado su staff de análisis estadístico. Si para él preocuparse por los números es no hacerlo por la química, bueno, ahora le preocupa el triple menos"

No ha sido éste el único episodio que Morey quiso destapar en su polémica con Cuban. El General Manager de Rockets admite que es posible que a Cuban le molestase el intento de los Rockets de firmar a Dirk Nowitzki este verano, aunque desvela que en caso de duda e igualdad salarial, un jugador siempre elegiría a los Rockets:

"No creo que para Dwight Howard fuese una decisión difícil elegir entre nosotros y Dallas. Si quieres ganar, vas a querer unirte a nuestra organización. Tenemos a un All-NBA en su mejor momento en James Harden. Ellos tienen a una estrella con un talento enorme en Dirk Nowitzki, pero obviamente no tiene 24 años ya. La decisión era bastante obvia entre los dos equipos. Dwight es un chico listo".

Una rivalidad de nuevo cuño entre dos equipos a los que no les separan muchos kilómetros geográficamente y que serán dos de los equipos que lucharán por entrar en la zona media alta de la Conferencia Oeste esta temporada. Aún así, dicha rivalidad no parece que vaya a sobrepasar los límites de los despachos. Y con Cuban de por medio nunca se sabe cuándo tendrá fin.

Comentarios recientes