¿Es necesario abolir el sistema de Conferencias en la NBA?

Las desigualdadades entre Este y Oeste evidencian una falta de calidad competitiva agravada por el Tanking y es urgente una solución.

La NBA funciona con un sistema de conferencias y divisiones que explican el calendario de 82 partidos, diferente para cada equipo. Este sistema, creado para reducir el kilometraje acumulado por los equipos a lo largo de una temporada ha sido criticado tanto en el pasado como ahora, por las desigualdades que plantea. Si bien podríamos decir que la superioridad desbordante de los equipos del Oeste sobre los de el Este obedece a razones coyunturales, este proceso desvirtúa en cualquier caso la competición, viciando cíclicamente el umbral del éxito y el fracaso en dos ligas totalmente desproporcionadas entre sí.



En los partidos que hasta la fecha, 7 de diciembre de 2014, se han jugado en esta temporada 2014-2015 entre equipos de distinta conferencia, un total de 104, los equipos del Oeste ganaron 69, por 35 triunfos de franquicias del Este.

-En la Conferencia Este da la sensación de que sólo hay dos proyectos bien asentados; Chicago Bulls y Toronto Raptors. Hay un gran número de franquicias inmersas en un proceso de reconstrucción, como los Sixers, los Magic, Celtics o Pistons, también existen otros casos en los que la mala gestión ha propiciado una situación desfavorable a medio plazo, como puede ser los Knicks o los Nets. De la misma forma, en el Este hay equipos que con un proyecto joven y competitivo están todavía buscando la fórmula de la victoria, como es el caso de Cleveland Cavaliers, Milwaukee Bucks o Charlotte Hornets, tres equipos muy diferentes entre sí, ya que los Cavs cuentan con una plantilla que a priori podría funcionar mucho mejor de lo que lo ha hecho en las primeras semanas de competición. También hay que recordar el caso de los Indiana Pacers, líderes de la clasificación el pasado año y que esta campaña podrían quedarse fuera de los Playoffs por la lesión de Paul George.



-En el Oeste también hay equipos en plena reconstrucción, y otros con aparente 'rumbo perdido'. Tenemos a los Wolves de Ricky Rubio con 4 victorias y 15 derrotas, a los Jazz con 5 triunfos y 15 derrotas, el mismo balance que los Lakers de Kobe Bryant. Además, están los Thunder, con un récord de 6 victorias y 13 derrotas después de un mes en el que Durant y Westbrook han estado de baja. Pero lo que llama la atención del Oeste es que Dallas Mavericks haya ganado 15 de sus 21 partidos hasta la fecha y 'sólo' ocupe la posición 7º de la clasificación, mientras que Toronto Raptors lidera el Este con las mismas victorias y una derrota menos. Y a partir de ahí usted sólo tiene que echarle un vistazo al resto de la tabla para comprobar que el Oeste está lleno de equipos competitivos (Mavs, Rockets, Warriors, Grizzlies, Thunder -con Durant y Wesbrook-, San Antonio, Clippers, Suns..), y las matemáticas dicen que uno o dos de ellos 'fracasarán' al no clasificarse para Playoffs.

Fuente: SBNation

POR LA SALUD COMPETITIVA

Toda competición tiene que premiar a los equipos que más ganan, porque es así cómo funciona el deporte. No tiene mucho sentido que después de un calendario de 82 partidos, en el que los del Oeste juegan más veces contra rivales del Oeste -retroalimentando esta desigualdad- y por ende, los del Este se enfrentarán en más ocasiones a adversarios de la Conferencia Este, por lo que los pocos equipos competitivos del Este ganarán más partidos que los equipos competitivos del Oeste, quienes tienen menos 'comodines' en su calendario. Es por eso que nos encontramos con que por ejemplo a estas alturas equipos como Cleveland Cavaliers, que acumulan un balance de 11 victorias y 7 derrotas, contra equipos del Oeste acumule 2 triunfos y 4 tropiezos, o que los Chicago Bulls (12 victorias, 8 derrotas) hayan perdido 5 de sus 8 duelos con rivales de la West Conference.

-En el Oeste, sólo 4 equipos de 15 tienen un balance negativo en sus duelos con el Este; son Oklahoma, Utah, Minnesota y Nueva Orleans. Sacramento (2-2) y Denver (3-3) tienen sus balances igualados ante estos rivales. Si estábais pensando en los Lakers, éstos llevan 4 victorias en 6 partidos contra rivales del Este (1-13 contra rivales de su conferencia) -y todavía no han jugado contra los Sixers- mientras que en el otro lado de la moneda, Blazers y Warriors no conocen la derrota en sus 8 citas respectivamente ante equipos del Este, igual que los Rockets (6-0). San Antonio (7-1) o Clippers (5-1) sólo perdieron una vez contra conjuntos del Este.

-En el Este, sólo Toronto (6-2 contra rivales del Oeste), Milwaukee (3-2) y Washington (3-1) obtienen registros positivos ante equipos de la conferencia occidental. Atlanta (2-2) es el único equipo que tiene un balance equilibrado, Y luego están los 11 equipos con balance negativo, ingluyendo Bulls y Cavaliers, contra equipos del Oeste. En total 35 victorias y 69 derrotas en duelos entre equipos de distintas conferencias.



El sentido de la justicia deportiva llama a la puerta del comisionado Adam Silver. ¿Se quiere seguir premiando con los Playoffs a equipos que pierden el 60% de sus partidos? ¿Se pretende dejar fuera a otros que lograron 50 victorias en 82 partidos contra rivales mucho más competitivos?

Quizás haya que replantear desde la raíz el calendario de la competición. Un nuevo planteamiento, que podría venir de la mano con un cambio sustancial de los horarios que permitiera al resto del globo ver los partidos a una hora 'decente'.

Cuenta Zach Lowe en Grantland que desde el año 2003 los equipos que han quedado en novena posición en el Oeste han tenido mejor balance que, de media, 2,5 equipos en el Este que llegaron a Playoffs. Sólo tenéis que echarle un vistazo a las clasificaciones.



Que equipos como Dallas Mavericks o New Orleans Pelicans tengan mucho más difícil acceder a Playoffs que otros como Brooklyn Nets o los actuales Indiana Pacers no dice nada bueno de el actual sistema.

Comentarios recientes