Los Bulls pasan a semifinales a lo grande

Chicago apalizó a Milwaukee Bucks (120-66) en una victoria de récord que nos ofrecerá una semifinal frente a Cleveland Cavaliers.

La remontada de Milwaukee Bucks desde el 3-0 que le endosó Chicago Bulls al principio de la serie acabó en seco con una victoria de récord (120-66) que puso a los de Tom Thibodeau en las semifinales de la Conferencia Este.



El margen de 54 puntos es el más grande en los últimos tiempos y la cuarta mayor diferencia conseguida en la historia de los PlayOffs de la NBA.



La victoria pone en marcha una serie Bulls-Cavaliers muy esperada y que algunos esperaban en octubre que se produjera en una hipotética final.



Un partido que Chicago no dejó que se pusiera en duda desde el inicio del partido, endosando un parcial de 8-0 en 68 segundos. Los Bulls ganaron por al menos siete puntos cada uno de los cuartos del partido, empezando por el primero donde consiguieron una diferencia de 18 puntos.



Ya en la media parte la misma diferencia entre ambos equipos, 32 puntos, era prácticamente la misma que todos los puntos conseguidos por Milwaukee hasta entonces.

Joakim Noah registró un doble doble (11 puntos y 10 rebotes), Pau Gasol se mostró sólido (19 puntos y 8 rebotes) al igual que Jimmy Butler (16 puntos y 5 asistencias) y Derrick Rose completó el trío (15 puntos, 7 asistencias y 5 rebotes). Pero fue el veterano tirador Mike Dunleavy quien se erigió como una continua molestia para los Bucks.



Dunleavy anotó 20 puntos en un gran 5 de 7 en tiros (4-6 en triples), añadiendo cinco asistencias y cuatro rebotes.



Lamentablemente también hay que destacar en este partido la locura transitoria que sufrió Giannis Antetokounmpo, que embistió a la estrella de la noche.




Al menos Plumlee salvó un poco la honra por parte de los suplentes con uno de los highlights de la madrugada.


Comentarios recientes