Tom Thibodeau y John Calipari, principales objetivos para el banquillo de los Pelicans

Tras el sorprendente despido de Monty Williams, en New Orleans ya barajan a los posibles candidatos para el puesto de entrenador.

Hace apenas dos días, la directiva de New Orleans decidió prescindir de los servicios del entrenador Monty Williams, en un movimiento que sorprendió a propios y extraños después de la clasificación de la franquicia para los Playoffs. La decisión, totalmente injusta teniendo en cuenta la gran evolución que ha presentado el equipo durante los últimos años, podría estar suscitada por la intención del General Manager de la franquicia, Dell Demps, de hacerse con los servicios de Tom Thibodeau, actual técnico de los Bulls.

Ante el conocimiento de la inestable e irreparable relación entre Thibodeau y la directiva de Chicago, en New Orleans se mantienen a la espera ante el posible e inminente despido del entrenador cuando la temporada llegue a su fin. En las oficinas utilizarán la figura de Anthony Davis para atraer a Thibodeau, aprovechando la relación que une a ambos tras compartir experiencias con el Team USA.

Como broche de oro y en una cadena de acontecimientos, la llegada de Thibs a New Orleans sería utilizada por la franquicia para intentar acometer la contratación de Jimmy Butler, quien se convertirá en agente libre restringido este verano. Con ambas incorporaciones, los Pelicans se asegurarían un salto defensivo importante unido a la presencia en el equipo de Anthony Davis.

De todas formas, en New Orleans barajan otras posibilidades ante una posible negativa final de Thibodeau. Según ESPN, John Calipari se ha erigido como el segundo candidato potencial al banquillo del equipo. Sin embargo, la Universidad de Kentucky intentará mantener a toda costa a su actual entrenador y podría haberle ofrecido una renovación hasta 2022 a razón de ocho millones de dólares, con una cláusula anti-salida de 1.6 millones de dólares si firma por algún conjunto de la NBA tras el 1 de julio.

Comentarios recientes