Los 7 peores contratos de la actualidad en la NBA

Jugadores que firmaron por más dinero que lo que merecían y que ahora son (o pueden ser) un problema para sus franquicias

Chandler Parsons, con la camiseta de Memphis Grizzlies.
Chandler Parsons, con la camiseta de Memphis Grizzlies.

1. Chandler Parsons (Memphis Grizzlies, 4 años, $94.4 millones)

De largo, la peor operación de la última década en la NBA. El jugador firmó por el máximo en el verano de 2016 con los Grizzlies y apenas ha promediado 6.9 puntos y 2.6 rebotes en los pocos partidos que sus interminables problemas físicos le han dejado jugar. Su contrato no finaliza hasta el final de la próxima temporada.

2. Hassan Whiteside (Miami heat, 4 años, $98. 4 millones)

El pívot de Miami perdió su puesto de titular hace unas semanas ante el joven Bam Adebayo. Desde entonces promedia unos tristes 9.7 puntos y 8 rebotes por partido. Un jugador que parecía que iba a comerse el mundo, que se ganó un contratazo y que se ha diluido como la espuma. Mal negocio hicieron los Heat.

3. Gordon Hayward (Boston Celtics, 4 años, $127.8 millones)

Llegó a Boston en el verano de 2017 para liderar una franquicia que quiere ganar anillos. Sin embargo, en su primer partido liguero se lesionó. Ha vuelto esta temporada, pero lejos de su mejor nivel en Utah: 10.9 puntos y 4.4 rebotes por duelo. Habrá que ver si logra recuperar su mejor nivel. De momento, cobra demasiado para lo que aporta.


4. Andrew Wiggins (Minnesota Timberwolves, 4 años, $147.7 millones)

Los números de Andrew Wiggins esta temporda no están mal (17.7 puntos por partido y 4.8 rebotes). Sin embargo, se ha quedado muy lejos de la gran estrella que prometía ser. Le falta ambición y eso es algo complicado de conseguir si no se tiene. No parece que vaya a poder liderar a los Wolves a conseguir nada.

5. Harrison Barnes (Sacramento Kigns, 4 años, $94.4 millones)

Otro buen jugador que cobra como la élite. Es el problema de renovar por un pastizal a un tipo que ilusiona, pero que no es un super crack. Este año promedia 16.8 puntos y 4.7 rebotes por duelo. Sin duda, es un gran complemento para cualquier franquicia, pero no un líder.

6. Otto Porter (Chicago Bulls, 4 años, $106.5 millones)

El hasta hace unas semanas era probablamente el peor contrato de Washington Wizards se marchó traspasado a Chicago Bulls, lo que hace que esté algo más abajo en esta lista. Con los de Illinois promedia 17.5 puntos y unos grandes porcentajes de tiro. Tiene calidad para liderar un proyecto como el de los Bulls, aunque su sueldo sigue siendo demasiado alto para un jugador de sus características.

7. Chris Paul (Houston Rockets, 4 años, $159.7 millones)

Es uno de los mejores bases de la historia de la liga. Esta campaña promedia 15.6 puntos y 8.1 asistencias por partido. Sin embargo, Houston debería estar algo preocupado. Sus números han empezado a bajar mientras que su salario va a seguir subiendo las próximas campañas. A día de hoy no es un problema, pero podría serlo en un par de años. Veremos.


Comentarios recientes