Los 5 mayores escándalos de la historia de la NBA

Después de las palabras de una cheerleader de los Sixers denunciando bulying y racismo recordamos otros momentos que no dejaron en buen lugar a la mejor liga del mundo

Los jugadores de los Pacers y los Pistons, durante la pelea
Los jugadores de los Pacers y los Pistons, durante la pelea

Esta semana se ha conocido la denuncia de una cheerleader del equipo de baile de los Philadelphia 76ers que ha asegurado que durante su estancia en la ciudad fraterna fue víctima de bulying y de racismo. También aseguró que informó a la dirección del equipo, pero no recibió ningún tipo de ayuda.

Los Sixers investigan las acusaciones de bullying y racismo de una excheerleader

Los Sixers investigan las acusaciones de bullying y racismo de una excheerleader

Seguir leyendo

En pleno movimiento del “Black Lives Matter”, con la muerte de George Floyd todavía muy presente, esta denuncia ha sacudido los cimientos de los Sixers, que aseguraron que investigarían a fondo para que no vuelva a suceder. Sin embargo, la NBA tiene varios escándalos que han dañado el buen nombre de la competición y que vamos a repasar.

1. Racismo y Donald Sterling

En abril de 2014, la NBA sufrió un auténtico terremoto. Donald Sterling, que llevaba siendo dueño de los Clippers desde 1982, fue obligado a dimitir de su puesto. Unas grabaciones en las que reprendía a Vivian Stiviano, su pareja en ese momento, porque había subido una foto muy orgullosa con Magic Johnson, fueron el detonante de una situación por la que todos los jugadores se unieron.

“En tu Instagram no tienes que caminar con gente negra. Me molesta mucho que quieras promocionar y transmitir que te están juntando con gente negra”, la espetó Sterling. Stiviano le dijo que él tenía jugadores negros en el equipo, a lo que Sterling respondió que les daba coches y casa porque alguien tenía que jugar para él.

El empresario aseguró que los audios se habían manipulado, pero la NBA le expulsó de por vida. Desde entonces, la mejor liga del mundo ha mejorado mucho en temas raciales.

2. El amaño de partidos de un árbitro NBA

En el deporte estadounidense, los casos de amaños de partido se han sucedido a lo largo de la historia. Pero, hasta el año 2007, nunca habían tocado una liga que se consideraba ejemplar en esos temas.

Ese año, el colegiado Tim Donaghy que había dirigido casi 800 partidos en 13 temporadas fue detenido, junto a otras dos personas que no tenían cargo alguno en la liga, por amañar partidos. David Stern, que era el comisionado en esa época, aseguró que era “el momento más serio y peor que había conocido en 40 años”.

Donaghy aconsejaba a otras personas en partidos que no dirigía. ESPN realizó un reportaje en 2019 en el que demostró tener pruebas, pero nunca fue condenado.

3. La pelea con armas de fuego de Crittenton y Arenas

Este es uno de los casos más conocidos. Javaris Crittenton y Gilbert Arenas fueron compañeros de equipo en los Washington Wizards. En un viaje con el equipo, ambos jugadores estaban jugando a un juego de cartas llamado boo ray. Crittenton estaba perdiendo mucho dinero y Arenas se sumó a la partida para aprovecharse de la situación.

Más tarde, Crittenton discutía con Javale McGee, que también formaba parte de ese equipo, cuando Arenas le dijo que le iba a quemar el coche con él dentro y Crittenton aseguró que entonces le dispararía. Una lucha de egos que acaba con ambos sacando sus propias pistolas en el vestuario y siendo sancionados por la liga. La carrera de ambos cayó en picado en ese momento y Crittenton acabó en la cárcel por matar a una chica.

4. “Malice at the Palace”

El 19 de noviembre de 2004, en un partido entre Detroit Pistons e Indiana Pacers que se resolvió a favor de estos por 82 a 97 tuvo lugar la mayor pelea jamás vista sobre una cancha de la NBA.

A 46 segundos del final tuvo lugar una pequeña confrontación entre jugadores de ambos equipos. Cuando parecía que todo se había solucionado, con Ron Artest sentado en la mesa de los comentaristas se produjo una situación que desencadenó la pelea.

Artest recibió un botellazo de un aficionado y se fue a por él. Los jugadores de los Pacers fueron a defender a sus compañeros y tanto aficionados, como jugadores de los Detroit se liaron a tortazos. Hasta nueve jugadores fueron sancionados sin jugar y recibieron multas por valor de 11 millones de dólares

5. Petición de servicios de prostitutas de muchos jugadores

James Worthy, Greg Anthony, Zach Randolph, Charles Barkley o Lamar Odom son algunos de los jugadores que han sido detenidos por contratar servicios de chicas de compañía. Varios de ellos pasaron alguna noche en la cárcel y algunos como “el gordo” Barkley tuvieron incluso un accidente de coche por este motivo.

El peor caso fue el de Lamar Odom, que salió en las noticias de todo el mundo porque estuvo a punto de morir en un club de streaptase, tras encontrarle dos trabajadoras del local inconsciente y hasta arriba de drogas y alcohol.

Comentarios recientes