DeMar DeRozan y Keldon Johnson mantienen vivo el sueño de San Antonio Spurs

La franquicia de Texas aún no ha dicho su palabra y luchará hasta el final por el octavo puesto de la Conferencia Oeste tras vencer a Houston Rockets.

Jacobo León | 11 Ago 2020 | 23:42
facebook twitter whatsapp Comentarios
DeMar DeRozan
DeMar DeRozan

Los San Antonio Spurs se niegan a tirar la toalla. El conjunto dirigido por Gregg Popovich cumplió con el guión establecido y sumó un triunfo vital (123-105) ante Houston Rockets que mantiene con vida sus esperanzas de playoffs. La 23ª participación consecutiva en post-temporada es todavía una posibilidad real.

Los del Alamo aprovecharon todas las facilidades de su rival para golpear de manera temprana. Sin James Harden, a quien Mike D'Antoni otorgó un merecido descanso, y con Eric Gordon fuera de juego por lesión, a los Houston Rockets les fató ímpetu e ideas. Y no es para menos. Con la cuarta posición de la Conferencia Oeste a tiro, sus preocupaciones son muy distintas.

Así, los Rockets apenas apretaron en ambos lados de la cancha, permitieron muchos puntos en defensa y su día en el lanzamiento a canasta distó mucho de lo habitual. Un 40,4% en tiros de campo y un triste 29% de acierto en triples que pone de manifiesto el poco interés real puesto en el choque. Los Spurs, por su parte, se jugaban mucho y así lo hicieron entender desde el inicio del partido.

Los de Gregg Popovich llegaron a disfrutar de ventajas cercanas a los 30 puntos y al descanso ya habían encarrilado el duelo (66-49). Hasta siete jugadores finalizaron el encuentro con dobles dígitos en anotación, destacando las actuaciones de DeMar DeRozan (23 puntos) y un Keldon Johnson (24 puntos y 11 rebotes en 26 minutos) que ratifica su condición de importante valor de futuro en San Antonio.

Pese al triunfo, los San Antonio Spurs necesitarán ayuda para ser uno de los equipos que jugarán este fin de semana por el último puesto en la Conferencia Oeste. Los de Texas necesitan vencer en su último partido ante Utah Jazz y que Portland Trail Blazers y Phoenix Suns pierden uno de sus dos partidos restantes. Otra opción para participar en el torney play-in es que Memphis Grizzlies tropiece en sus dos últimos choques y Portland o Phoenix pierdan uno de sus partidos.