Jason Kidd asegura que hay una grave "falta de comunicación" en sus Dallas Mavericks

El entrenador de la franquicia de Texas asume su culpa por la vergonzosa derrota de su equipo contra Utah Jazz que ha provocado una oleada de críticas

Jorge P. Borreguero | 02 Ene 2024 | 14:00
facebook twitter whatsapp Comentarios
Dallas Mavericks.
Dallas Mavericks.

El entrenador de Dallas Mavericks, Jason Kidd, no dudó en asumir su parte de la culpa después de la vergonzosa derrota ante Utah Jazz en el primer día del año nuevo. A pesar de contar con el regreso de Kyrie Irving a la alineación tras semanas de baja, los Mavs no pudieron encontrar su ritmo y sufrieron una abrumadora derrota por 127-90.

Desde el comienzo del partido, los Mavs mostraron carencias, especialmente en el aspecto defensivo. Los Jazz capitalizaron la debilidad defensiva de Dallas, anotando 37 puntos con un impresionante 62,5% en tiros de campo y un sólido 41,7% desde el perímetro en el primer cuarto. Esta desventaja inicial estableció el tono para una noche difícil y desafiante para los Mavericks en la NBA.

Kidd, consciente de la importancia de aprender de los tropiezos, destacó la falta de comunicación como un factor crucial en la derrota. "La comunicación con nuestro grupo no ha existido esta noche y, como entrenador, asumo la culpa. Tenemos que mejorar", expresó Kidd.

La comunicación en la cancha es esencial para el éxito en el baloncesto, y la falta de coordinación en la defensa dejó a los Mavs vulnerables ante el intrincado esquema ofensivo de los Jazz, basado en el movimiento fluido del balón y de los jugadores. Jason Kidd no busca excusas y destaca la necesidad de un ajuste rápido.

Un equipo al que le falta dar un paso más

Aunque al principio de la temporada diese la sensación de que estos Dallas Mavericks fuesen suficientes como para pelear por el anillo, el juego de la franquicia de Texas demuestra que aún necesitan un par de movimientos que refuercen mejor sus jugadores secundarios para apoyar a Luka Doncic y Kyrie Irving. Los Mavs deberían ser uno de los equipos más activos en el mercado invernal.