Kemba Walker tendrá que ser operado de un problema en el menisco

El base de los Hornets se sometió a unas pruebas para determinar el alcance de su lesión y se descubrió el daño en su rodilla que tendrá que ser intervenida.

Jesús Ber | 27 Ene 2015 | 08:00
facebook twitter whatsapp Comentarios
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro

Lo que al principio se pensaba que era una molestia lesión producida por un quiste en la rodilla de Kemba Walker se ha tornado a peor al confirmarse que sufre una fisura en el menisco lateral de su rodilla izquierda, según anunciaron los propios Hornets.

El jugador tendrá que ser operado y no se dio a conocer una fecha de regreso, pero las informaciones apuntan a que serán mínimo seis semanas, dependiendo de la gravedad, aunque Charlotte mantiene la fe en que ese sea el plazo de baja de su estrella.

Walker se perdió dos partidos la semana pasada debido a un dolor en la rodilla. Había jugado con un quiste en esa zona desde su etapa en el instituto y además tuvo que lidiar con un problema en el menisco durante algún tiempo.

Los Hornets han ganado dos de los tres partidos en los que no ha estado el base, pero sus posibilidades reales de llegar a PlayOffs en la Conferencia Este están ligadas a la posibilidad de contar cuanto antes con Kemba Walker, el jugador en el que se ha apoyado la remontada del equipo tras su desastroso comienzo.

Él ha sido de lejos nuestro mejor jugador”, dijo el lunes el entrenador de los Hornets, Steve Clifford.

Walker está promediando 18.8 puntos, 3.8 rebotes y 5.2 asistencias, y las opciones para reemplazarlo (aparte de un cambio de posición de Lance Stephenson), son un Jannero Pargo fuera de acción y un base mediocre como Brian Roberts. Así pues, el equipo parece haber metido las narices en el mercado en busca de un sustituto de garantías y nombres como Ramon Sessions o Norris Cole están en el radar.

Los Hornets no han sido bendecidos este año en el tema de las lesiones y han tenido que soportar lesiones de larga duración de Al Jefferson, Lance Stephenson y ahora Kemba Walker. Su ascenso desde un récord de 10-24 hasta el de 19-26 que ostentan ahora y que le dan el octavo puesto en el Este ha sido impresionante, pero necesitarán ayuda, algo que han empezado a buscar desde ya.