Sacramento Kings firma al primer jugador de ascendencia india en la NBA

Aunque ya hicieron el amago este verano, los Kings finalmente han ofrecido un contrato de 10 días a Sim Bhullar, pívot de 2.26m.

Jesús Ber | 02 Abr 2015 | 19:48
facebook twitter whatsapp Comentarios
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro

La NBA ya tiene a su primer jugador de ascendencia india.


Sacramento Kings ha firmado al pívot de 2.26 Sim Bhullar para un contrato de 10 días.


El jugador, de 22 años, nació en Toronto después de que sus padres emigraran desde la India. Vivek Ranadive, propietario de los Kings, es de origen indio y ha dejado claro que quiere hacer crecer la presencia tanto de su equipo como de la liga en su país natal, y firmar a Bhullar puede ayuda a su causa.


ESPN se hizo eco de la noticia la madrugada del miércoles aunque ha sido hoy cuando la NBA ha confirmado el acuerdo.




Bhullar había firmado este verano con Sacramento tras ser seleccionado en el Draft en su primer año fuera del estado de Nueva México, donde su hermano Tanveer, de 2.20m, está también jugando. Los Kings decidieron cortarlo antes de comenzar la temporada, aterrizando así en la D-League como un jugador afiliado a Sacramento Kings.


Una vez en Reno Bighorns, pasó la primera parte de la temporada en el banquillo, intentando adelgazar una cantidad de peso que ni él mismo quiso revelar para estar en forma. Tras una revolución en la rotación, se aprovechó de los momentos que dispuso, llegando incluso a conseguir algún triple-doble.


¿Cómo usarán los Kings a Bhullar? Aún no se sabe, aunque podría conseguir bastante tiempo de juego si finalmente Cousins sigue arrastrando problemas físicos. George Karl tendrá trabajo por delante entonces para averiguar cómo utilizar a un pívot de 2.26 del que poco conoce, a pesar de haber sido compañero de su hijo en Reno.


Dado su tamaño, Bhullar no puede considerarse otra cosa que un potencial jugador para la NBA. Incluso si el contrato puede ser algo simbólico en estos momentos, el jugador tiene futuro en la NBA debido a su altura. El límite de su carrera podría ser jugar tantos minutos como cualquier otro hombre grande suplente en la liga, pero aún así a los Kings les merece la pena depositar su confianza en el indio.