Tres escenarios en los que los Cavaliers podrían volver a ganar las Finales a los Warriors

Con 2-0 en contra y ante uno de los mejores ataques de la historia la posibilidad de repetir la remontada de 2016 se reduce a imprevistos y LeBron.

LeBron James
LeBron James

Probablemente usted estará pensando que ni el autor de estas líneas se cree que los Cleveland Cavaliers tengan a estas alturas una posibilidad de remontar el 2-0 en contra en las Finales contra los Golden State Warriors, pero lo cierto es que se nos ocurren varios escenarios en los que podría repetirse la situación de 2016, aunque las probabilidades parecen muy escasas.

La temporada pasada tras el 2-0 y el 3-1 a favor de los californianos, muy pocos apostaban por LeBron y compañía pero tras una cadena de infortunios se acabó produciendo el milagro y los de Steve Kerr encadenaron 3 derrotas seguidas pocas semanas deapués de haber finiquitado el mejor balance de la historia de la NBA (73 victorias y 9 derrotas).

1- Lesión de Durant, Curry o Draymond Green

Este año las cuatro estrellas de los Warriors han llegado muy bien físicamente al momento decisivo de la temporada, por lo que será difícil que alguno de ellos se lesione y cause baja, pero no imposible.

Si pierden a Draymond Green, Kevin Durant o Stephen Curry, sus resultados de esta temporada nos dicen tardarán en recomponerse y volver a acostumbrarse al menos una o dos semanas, tiempo en el que los Cavaliers pueden recuperarse y encadenar dos victorias en su pabellón para volver al Oracle Arena con la inercia y confianza suficientes como para sorprender en su propia casa a un equipo que ya se ve campeón. Si se diera este escenario los Cavs tendrían alguna posibilidad de remontar la eliminatoria.

2- Cargar a Draymond Green de faltas

Tanto en ataque como en defensa, los Cavaliers tienen jugadores muy experimentados para sacar faltas a sus rivales. Cargar estratégicamente a Draymond Green para neutralizar su mejor arma en defensa puede sacar al jugador del partido en momentos clave y causar un quebradero de cabeza a Steve Kerr. Los Warriors notarían su baja en ataque y mucho más en defensa. Por otra parte, Green estará atento a no entrar en provocaciones para no recibir técnicas y repetir la sanción que le costó un partido en las Finales del año pasado. Pero todos podemos tropezar dos veces con la misma piedra.

3- Día inspirado desde el triple

Esta temporada los Cavaliers como conjunto han tenido varios partidos en los que han superado el 50% de acierto con el triple, y han igualado en diversas ocasiones -incluso consecutivas- su récord de triples anotados en un partido. Si además de LeBron y los primera espada, algún secundario se suma a la fiesta, como Channing Frye o JR Smith, los Warriors podrían desinflarse y el aro podría hacérseles muy pequeño, como ocurrió en los últimos minutos del séptimo partido de las Finales del año pasado.

Como ya hemos dicho, estos tres escenarios son altamente improbables, pero el año pasado tampoco parecía posible que dejaran escapar un 3-1 a favor y así fue.

Comentarios recientes