LaVar Ball, sobre la marcha de sus hijos a Lituania; "Ha sido una buena idea, ha sido mi idea"

El patriarca de los Ball se atribuye el mérito y el riesgo de enviar a sus dos hijos más pequeños a Europa y cree que es lo mejor para ellos.

Como ya sabrán nuestros lectores, LiAngelo y LaMelo Ball, los dos hermanos pequeños del novato de los Lakers, Lonzo Ball, jugarán en Lituania (Prienu Vytautas) desde enero hasta final de temporada, después de que su padre LaVar Ball haya tomado la decisión de sacarles de la universidad (UCLA) e instituto (Chino Hills) respectivamente.

El patriarca de la familia Ball ha hablado con el Washington Post sobre este movimiento, que nos ha pillado a todos por sorpresa, y como era de esperar su discurso mantiene cierto optimismo irracional y un gran deseo de que a sus dos retoños les vaya bien en su nueva y arriesgada aventura. Hay que recordar que LaMelo, de 16 años, será el norteamericano más joven de la historia en jugar en la élite europea.

"Creo que es una gran situación para ellos. Estoy seguro de que es lo mejor para mis hijos. Ha sido una idea mía y ellos confían en que nunca he tomado una decisión que pueda perjudicarles".

LaVar, que sigue viendo a sus tres hijos compartiendo vestuario en Los Angeles Lakers, es consciente de que ninguno de sus dos hijos pequeños podrá jugar ya en la NCAA después de que los dos vayan a empezar a cobrar en su nuevo equipo, en el que empezarán a jugar a partir del próximo 5 de enero de 2018. La intención es que, sobretodo LiAngelo, pueda llegar en buena posición al próximo Draft, en el que según un directivo anónimo de la NBA, tiene muy pocas opciones de ser elegido.

Comentarios recientes