La caída a los infiernos de Javaris Crittenton, la moneda de cambio de los Lakers por Pau Gasol

El exjugador de la NBA cumple una condena de 23 años por un asesinato en agosto de 2011, del que fue declarado culpable cuatro años más tarde

Javaris Crittenton, historia increíble. Foto: gettyimages
Javaris Crittenton, historia increíble. Foto: gettyimages

La vida de muchas estrellas de la NBA ha ído en picado tras abandonar las canchas, pero pocas han sufrido un caida en desgracia tal como la de Javaris Crittenton. El jugador, nacido en Atlanta, fue uno de los implicados en el traspaso que llevo a Pau Gasol a los Lakers, junto a Kwame Brown y Aaron Mckie, razón por la que es conocido por muchos aficionados españoles.

Sin embargo, su carrera siempre ha sido recordada más por temas extradeportivos que por lo que hizo en las pistas, a pesar de ser seleccionado en el número 19 del draft de 2007 y ser considerado por muchos expertos un jugador bastante prometedor.

Siempre se mantuvo como un correcto anotador y desde que compartió equipo con Dwight Howard en la Southwest Atlanta hasta que se retiró en los Dakota Wizards, equipo de la D-league de los Wahington Wizards, pero nunca fue un jugador que logrará demostrar en la cancha las cualidades que se le presuponían.

- Momentos de alta tensión con Gilbert Arenas

Javaris Crittenton se hizo conocido por mucha gente debido al incidente del que formó parte con Gilbert Arenas, durante su periodo en los Wizards. Ambos jugadores fueron suspendidos después de protagonizar un tenso enfrentamiento en los vestuarios del equipo de la capital, en el que incluso llegaron a apuntarse mutuamente con una pistola por una deuda de juego.

Según contaron varias personas que estuvieron en la trifulca, Arenas aseguró que quemaría el coche a Crittenton si no le pagaba y este contestó asegurando que entonces él le dispararía. Sin embargo, mientras que Gilbert llegó con armas descargadas, la de Javaris tenía balas en su interior por lo que pudo acabar en tragedia.

- Su vida cayó en picado desde la retirada

Después de esa pelea en el vestuario, Javaris Crittenton no volvió a jugar en la NBA y esto hizo que empezara a salir a la luz que la discusión con Arenas no fue un momento de descontrol, sino que su personalidad era muy complicada.

Tiempo después fue denunciado por violencia de género por su novia, que estaba embarazada, y en 2011 cometió un error que le marcaría por el resto de su vida. El 19 de agosto de ese año mató a tiros a una chica llamada Julia Jones y el 29 de abril de 2015 se conoció la sentencia.

Los disparos no iban para ella, el destinatario era un hombre que le había robado joyas valoradas en unos 50.000 dólares, pero no acertó y la joven murió sin que los servicios sanitarios pudieran hacer nada por su vida. El exjugador de la NBA fue acusado de homicidio involuntario y se declaró culpable, pero esto no impidió que fuera condenado a 23 años de cárcel.

Su historia tuvo mucho interés mediático y Javaris Crittenton siempre se ha mostrado muy arrepentido por lo que el consideró “un terrible accidente”, no dudó en pedir perdón a la familia y aseguró que se cambiaría por la chica si pudiera, pero todavía le quedan una época larga entre rejas para poder purgar sus pecados.

Comentarios recientes