Miami Heat, un candidato muy serio al anillo que mete miedo a todos sus rivales

Analizamos el porqué del excelente estado de forma de un equipo que apunta a los puestos más altos de la Conferencia Este

Javier Macías Jiménez | 03 Nov 2021 | 23:44
facebook twitter whatsapp Comentarios
Erik Spoelstra, líder de Miami Heat desde el banco "Foto: NBA.com"
Erik Spoelstra, líder de Miami Heat desde el banco "Foto: NBA.com"

Uno de los mejores equipos de la NBA en estos momentos es Miami Heat. De hecho, se podría decir que es el mejor conjunto con una diferencia abismal sobre el resto. El estado de forma del equipo de Florida es para enmarcar y se debe al engranaje sin fisuras que ha formado un maestro de los banquillos como es Erik Spoelstra.

No obstante, lo que convierte a Miami Heat en un equipo temible es el nivel de sus jugadores, tanto de las estrellas como de algunas piezas secundarias que salen desde el banquillo y que están aportando en muchas facetas del juego.

¿Por qué hay que considerar a Miami Heat como un equipo candidato a ganar el anillo de la NBA? Pues porque sus piezas funcionan a las mil maravillas, asumen el rol que tienen sobre el parqué y están abordando un juego espectacular que está derivando en victorias, victorias y más victorias.

Un roster dominante

Todos bailan al son de Jimmy Butler. Si de algo ha pecado el escolta durante sus anteriores etapas en la liga, es de haber exigido una barbaridad física y en materia de esfuerzo a sus compañeros. Pero estos Heat están asumiendo que es algo entendible y beneficioso para todos, y lo están consiguiendo.

Jimmy Butler anota, defiende, organiza, penetra… Siempre saca cosas positivas para su equipo. Pero es que este año cuenta con otro excelente jugador, igualmente veterano y aprovechable como es Kyle Lowry.

Qué decir de Bam Adebayo, uno de los mejores defensores de la liga, uno de los mejores pívots de la liga y un anotador consistente, sobre todo a través del rebote.

A partir de ahí, lo que sucede en Miami Heat se llama verso libre. Tienen un tirador excelso como Duncan Robinson y un talento como pocos en la liga que es Tyler Herro. Muchos puntos, pero muchos.

Y si además de todos estos nombres, funcionan otros como Markieff Morris, Dewayne Dedmon, PJ Tucker o Caleb Martin, el plantel se convierte en uno de los más completos de toda la NBA.