Paliza histórica de OKC a unos Warriors irreconocibles

La franquicia de Oklahoma ganó a los ex campeones de la NBA por 28 puntos. Hubo momentos del partido en el que la diferencia era de 40

Dennis Schroeder, jugador de Oklahoma City Thunder.
Dennis Schroeder, jugador de Oklahoma City Thunder.

Noche muy aciaga para Golden State Warriors en la NBA. La franquicia de San Francisco ha encadenado su segunda derrota en dos partidos desde que dio comienzo la temporada regular, y lo ha hecho de forma muy desastrosa ante Oklahoma City Thunder, por una diferencia de 28 puntos: 92-120.

OKC no ha tenido en ningún momento un rival en frente. De hecho, hubo momentos del encuentro en los que la diferencia de puntos ascendía nada más y nada menos que a 40. Los Warriors de Steve Kerr estaban irreconocibles.

El MVP del partido fue Dennis Schroeder. El alemán, saliendo desde el banquillo, hizo 22 puntos, ocho rebotes, seis asistencias, cuatro robos, 9-13 en tiros de campo (69.2% TC) y 1-2 en triples (50% T3). Del quinteto titular, el jugador más destacado fue Shai Gilgeous-Alexander con 19 puntos, nueve rebotes y cuatro asistencias.


El desastre de los Warriors, además de por una defensa nula, se entiende por las estadísticas ofensivas del equipo. Solo Stephen Curry hizo un partido decente en este sentido: 23 puntos, ocho rebotes y cinco asistencias para el líder de la franquicia.

D’Angelo Russell, por ejemplo, únicamente hizo seis puntos hasta que fue expulsado a comienzos del tercer cuarto de partido. Draymond Green, con 10 puntos y cinco rebotes, tuvo muy poco impacto sobre el juego de Golden State.

Los Warriors pasan ahora mismo por su peor momento en años. El cambio de plantilla no es algo fácil de superar. Pero si consiguen sobrevivir con un récord positivo hasta después del All Star, fecha en la que aproximadamente volvería Klay Thompson, el equipo podría ascender hasta los puestos más altos de su Conferencia.

Comentarios recientes