¿Quiénes son los jugadores que han firmado alguna vez un cuádruple-doble?

Recordamos quiénes han sido los jugadores que lograron un imposible: firmar dobles dígitos en cuatro aspectos estadísticos de un partido.

Hakeem Olajuwon, cuádruple-doble. Foto: gettyimages
Hakeem Olajuwon, cuádruple-doble. Foto: gettyimages

La escasez denota la evidente dificultad de conseguirlo. Cuádruple-doble, un concepto casi mitológico para casi todos los aficionados y practicantes del baloncesto, un imposible que dejó de serlo por la capacidad de cuatro hombres para desafiar la lógica y elevar su carrera a un estatus superior. Hablamos de los triples-dobles como actuaciones memorables, aunque con los años y la mejora del poderío físico en la NBA han ido haciéndose cada vez más habituales. Sin embargo, firmar dobles figuras en cuatro aspectos del juego sigue erigiéndose en algo lejano para la inmensa mayoría. Solo cuatro jugadores han conseguido hacer un cuádruple-doble. Repasamos su hazaña.

El primero en conseguirlo fue Nate Thurmond. Este mítico jugador de Golden State Warriors, donde jugó 11 de las 14 temporadas que estuvo en la NBA, consiguió la hazaña con la camiseta de los Chicago Bulls. Fue en un duelo contra Atlanta Hawks el 18 de octubre de 1974 y lo consiguió con 22 puntos, 14 rebotes, 13 asistencias y 12 tapones. Simplemente impresionante. Recordemos que Nate, natural de Akron, al igual que Lebron James, jugaba de pívot y medía 2,11m, haciendo gala de una movilidad exquisita para sus condiciones y su época. Fue siete veces All Star y uno de los mejores jugadores defensivos de toda la historia por su capacidad de intimidación.

Alvin Robertson tomó el testigo. Lo hizo el 18 de febrero de 1986 vistiendo la camiseta de San Antonio Spurs en un duelo ante Phoenix Suns. Cuatro veces All Star, este alero tirador que desprendía elegancia firmó aquella noche una actuación mítica. 20 puntos, 11 rebotes, 10 asistencias y 10 robos iluminaron una planilla estadística para la historia, al ser el primer cuádruple-doble que se hacía con robos, después de que el de Thurmond fuera con tapones.

De otro planeta es lo que consiguió Hakeem Olajuwon. El pívot nigeriano de los Houston Rockets no solo emuló a los dos anteriormente citados, sino que consiguió dos cuádruples-dobles. El primero se produjo en 1990 con los siguientes números: 29 puntos, 18 rebotes, 10 asistencias y 11 tapones. Fue el 3 de marzo contra Golden State Warriors y apenas 26 días después, lo volvería hacer, esta vez contra Milwaukee Bucks, con 18 puntos, 16 rebotes, 10 asistencias y 11 tapones. Campeón de la NBA en dos ocasiones, Olawujon creó un legado en torno a su estilo y es considerado por la mayoría como uno de los mejores jugadores de la historia y el pívot de referencia junto a Kareem Abdul-Jabbar.

El último que logró un cuádruple-doble fue David Robinson, también con la camiseta de los San Antonio Spurs. La hazaña se produjo el 17 de febrero de 1994 en un partido contra Detroit Pistons, en el que el pívot consiguió la friolera de 30 puntos, 10 rebotes, 10 asistencias y 10 tapones. Sería también dos veces campeón de la NBA e hizo historia como un jugador realmente especial en la franquicia tejana. Merece la pena recordar estos episodios del baloncesto mundial por su relevancia histórica y preguntarse quién puede ser el siguiente en entrar en este grupo tan selecto.

Comentarios recientes