Houston Rockets emerge como un candidato muy serio para firmar a Chris Paul

Su gran estrella, James Harden, está tratando de convencer al base para que se una al proyecto del equipo e ir juntos a por el anillo.

Iñaki González | 28 Jun 2017 | 07:12
facebook twitter whatsapp Comentarios
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro

En pocos días se dará el pistoletazo de salida para el mercado de agentes libres, y uno de los principales nombres es sin lugar a dudas el de Chris Paul. El todavía base de Los Angeles Clippers, que ha renunciado a su último año de contrato (24,3 millones de dólares), tendrá bastantes pretendientes y entre ellos estará Houston Rockets.

De hecho, según informa Marc Stein, a día de hoy Houston Rockets se presenta como uno de los favoritos para hacerse con los servicios de Chris Paul, y por lo tanto como la principal amenaza para Los Angeles Clippers a la hora de lograr la renovación de su base estrella.

Al parecer James Harden está poniendo todo su empeño en que Chris Paul se una al proyecto de Houston Rockets, y ya habría hablado varias veces con el base, con el que le une una buena amistad. 'La Barba' ha cumplido a la perfección esta temporada en la dirección de juego, pero piensa que para poder luchar por el anillo es indispensable la llegada de CP3.

Para tratar de convencer a Chris Paul, que esta temporada ha promediado 18,1 puntos y 9,2 asistencias, los tejanos tendrán que poner encima de la mesa un contrato cercano al máximo, que en su caso sería de unos 150 millones de dólares por cuatro temporadas (Los Angeles Clippers pueden ofrecerle 200 millones por 5 temporadas). Es decir, que el base cobraría unos 34 millones de dólares la próxima temporada si firma por Houston Rockets.

Una cifra que la franquicia no tiene libre en su espacio salarial, por lo que si quieren ir a por Chris Paul es indispensable deshacerse de varios jugadores. Y es ahí donde están surgiendo los rumores de traspaso con Patrick Beverley, Ryan Anderson y Lou Williams, ya que los tres juntos liberarían 32 millones de dólares en salario.