Blake Griffin; "No merecía un descanso este verano"

Solo jugó 35 partidos la pasada temporada, en la que terminó recayendo de su lesión y no terminó nada satisfecho a nivel individual.

Roberto Carlos Mateos | 02 Sep 2016 | 07:03
facebook twitter whatsapp Comentarios
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro
BlogdeBasket, baloncesto en estado puro

Blake Griffin todavía tiene una espina clavada de la pasada temporada 2015-16, en la que el ala-pívot de Los Angeles Clippers tan solo pudo participar en 35 partidos debido a varias lesiones y una sanción impuesta por su propio equipo.

Para el jugador de 27 años ha sido una temporada para olvidar a nivel individual y no esconde que siente que no se ha merecido las vacaciones de las que ha estado disfrutando desde que su equipo cayese eliminado de los Playoffs en primera ronda contra los Portland Trail Blazers, después de que Griffin recayese de su lesión en el cuádriceps de su pierna izquierda.

Además de la preocupante dolencia en el cuádriceps con la que convivió durante gran parte del curso pasado, sigue reciente el lamentable episodio que progagonizó Griffin agrediendo a un empleado del equipo con el que tenía una buena amistad, suceso por el que además de romperse la mano y tener que permanecer más e un mes de baja, ensució para siempre su imagen pública y los Clippers se vieron obligados a castigarle con cuatro partidos de suspensión sin sueldo, que entró en vigor una vez fue autorizado para jugar por el equipo médico de la franquicia angelina.

Druante este verano, Griffin ha estado trabajando muy duro en el gimnasio y ejercitándose lo que su cuádriceps le ha permitido, y espera redimirse de sus pecados y la decepcionante temporada anterior en el próximo curso, mientras no cesan los rumores que le sitúan en el mercado de traspasos, aunque de momento parece que los Clippers no están muy interesados en traspasarle, al menos a corto plazo.