Los cinco mejores jugadores argentinos de la historia

El país sudamericano ha sido cuna de grandes nombres que han conquistado al baloncesto europeo y la NBA en los últimos años.

Ginóbili, Scola y Nocioni lideran el top3 sin dudas. Foto: CABB
Ginóbili, Scola y Nocioni lideran el top3 sin dudas. Foto: CABB

El básquet argentino es una de las instituciones más importantes a lo largo del mundo en cuanto al deporte se refiere. Dueños de una selección campeona del mundo, medallista de oro olímpica y ganadora de múltiples títulos continentales, la albiceleste ha tenido a muchos nombres entre sus filas que han hecho historia en el mundo, ya sea en la NBA o en el mejor nivel europeo. Estos son los cinco mejores.

Emanuel Ginóbili – Escolta

Poca presentación necesita Manu Ginobili, quizás el sinónimo más importante a la hora de hablar de básquet argentino. El escolta fue campeón de la Euroliga con el Kínder Bolonia antes de embarcarse en un viaje a la NBA que lo hizo parte esencial de la dinastía más importante de la historia de la liga. Además de redefinir el rol de Sexto Hombre en la liga y de ganar cuatro títulos en Estados Unidos, fue la máxima figura del Oro Olímpico en Atenas 2004.

Luis Scola – Ala-pívot

El Luifa es el jugador más importante de la historia de la selección nacional, ya que lleva más de dos décadas jugando con la albiceleste y consiguió un oro olímpico, un bronce, dos platas en Mundiales y durante su prime fue uno de los jugadores más dominantes de Europa. Sin dudas, los números de Scola lo ubican como uno de los mejores jugadores FIBA de la historia.

Andrés Nocioni – Alero

Nadie representó al corazón y la garra argentina como el Chapu, quien brilló en Europa antes de pasar por la NBA y regresar luego para retirarse por todo lo alto con el Real Madrid, ganando la Euroliga y siendo MVP del Final Four. Nocioni jugó cuatro Juegos Olímpicos y consiguió un oro y un bronce, además de ser finalista del mundial 2002 y acudir a todos los torneos que lo requirió la selección.

Fabricio Oberto – Pívot

El único argentino no llamado Ginóbili en ganar un título NBA fue mucho más que un pívot rocoso. Dueño de un IQ brillante y de una ética de trabajo espectacular, durante su carrera tuvo un gran paso por el baloncesto europeo antes de saltar a la NBA. Un problema cardiaco lo obligó a cortar su carrera prematuramente, pero su nivel durante sus años y su rol en el campeonato olímpico le valen para entrar en la lista.

Juan Ignacio Sánchez – Base

El primer argentino en llegar a la NBA es también el mejor base argentino de la historia, aunque muchos podrían haber puesto a Pablo Prigioni o a Facundo Campazzo. Lo cierto es que “Pepe” fue la manija del campeón olímpico y un destacadísimo jugador en Europa, liderando casi todas las estadísticas de asistencias por casi una década.

Comentarios recientes