Shane Battier apuesta por una temporada a 60 partidos

El ex-jugador y analista para ESPN se una a las diversas voces alrededor de la competición que apuestan por disminuir el número de partidos por temporada.

Ante la gran cantidad de lesiones que están mermando a las estrellas de la liga, las voces que sugieren una reducción del número de partidos disputados por temporada han vuelto a aparecer.

Shane Battier: "Personalmente, creo que una temporada a 60 partidos sería perfecto. Cada partido sería más importante. Hay aficionados que se quedan dormidos durante unas semanas cada temporada cuando ya hay poco por jugarse. Los aficionados quieren ver a los mejores jugadores de baloncesto del mundo a su máximo nivel todos los partidos."

Ya en su momento tanto Dirk Nowitzki y LeBron James, como diversos entrenadores de la competición crearon un debate en la competición en torno a la necesidad de disminuir el número de partidos para evitar la excesiva carga de minutos y viajes a la que se ven sometidos los jugadores. El último en unirse a la causa ha sido Shane Battier, ex-jugador de Grizzlies y Heat y analista para ESPN, quien afirma que una temporada de 60 partidos sería ideal y beneficioso para todas las partes asociadas.

La NBA, con Adam Silver a la cabeza, ya experimentó poniendo en práctica una nueva medida el pasado mes de octubre con un Boston Celtics - Brooklyn Nets como conejillo de indias. En aquel encuentro, se redujo la duración del partido de los 48 minutos habituales a los 44 experimentales, reduciendo en un minuto cada cuarto. Según explicó Rod Thorn, director deportivo de la NBA, esta nueva medida implicaría un descanso total equivalente a una temporada de 75 partidos. Sin embargo, fue rápidamente criticada y rechazada ya que no evita, de ningún modo, los numerosos y agotadores viajes realizados, principalmente en los back-to-back, además de que los propios jugadores no notaron apenas diferencia y perjudicaría, principalmente, a los efectivos que parten desde la segunda unidad.

Unos back-to-back que también se han puesto en tela de juicio y que fueron los grandes señalados para ser eliminados, al menos, en un gran porcentaje. No obstante, como afirmaron Mike D'Antoni y Michael Jordan, esta medida supondría un descenso de los beneficios por parte tanto de los propietarios de las franquicias como de los propios jugadores, algo que parece utópico y más aún teniendo en cuenta el inminente y multimillonario acuerdo televisivo que aterrizará en la NBA en las próximas temporadas.

Comentarios recientes