Unos Warriors a medio gas se deshacen fácilmente de los Pacers

Ninguno de los jugadores de Golden State superó los 20 puntos. El desastroso partido de Indiana les facilitó la vida para llevarse el triunfo

DeMarcus Cousins, jugador de Golden State Warriors.
DeMarcus Cousins, jugador de Golden State Warriors.

Golden State Warriors sabe que no se debe despistar ni un solo segundo en esta recta final de temporada regular. Con menos de 10 partidos por disputar todavía, un solo encuentro de diferencia es lo que separa al equipo dirigido por Steve Kerr de Denver Nuggets en la pelea por ser los 1º del Oeste. Esta madrugada no han fallado, y han ganado con mucha facilidad a Indiana Pacers: 89-112.

Al finalizar el partido, no hubo ninguna actuación que sobresaliese sobre el resto. Ningún jugador de los Warriors llegó siquiera a 20 puntos, pero en general todos estuvieron entre el bien y el notable. Si hubiese que nombrar a uno solo sería DeMarcus Cousins, al ser el máximo anotador de GSW.

Cousins consiguió 19 puntos, 11 rebotes, 4 asistencias y 2 tapones. Aunque todavía le falta mucho para llegar al jugador que era en New Orleans Pelicans, las sensaciones ya no son tan negativas como hace un par de semanas.


Klay Thompson, sorprendentemente, estuvo bastante errático en la línea de triple (1 anotado de 6 intentados). Aún así, sumó 18 puntos, 8 rebotes y 4 asistencias. Las dos estrellas de los Warriors, Durant y Curry, se quedaron ambos en 15 puntos.

Los Pacers estuvieron bastante mal en líneas generales. Cory Joseph, en 28 minutos, solo metió 2 puntos. Bojan Bogdanovic, la máxima referencia del equipo desde la lesión de Victor Oladipo, hizo un pobre partido de 9 puntos, 4 rebotes y 1 asistencia. Wesley Matthews más de lo mismo: 3 puntos en 26 minutos y medio.

Solo mostraron tener intención de ir a por la victoria dos jugadores: Tyreke Evans y Thaddeus Young. Tyrekee logró 20 puntos, 5 rebotes y 2 asistencias, y Young 18 puntos, 7 rebotes, 1 asistencia, 2 robos y 1 tapón.

Comentarios recientes