Las razones financieras que explicarían el desastre de Boston Celtics en el mercado NBA

Desvelamos los motivos que han llevado a Danny Ainge a hacer movimientos incomprensibles desde el punto de vista deportivo y dejan a Celtics en posición frágil.

Boston Celtics, análisis movimientos mercado NBA. Foto: gettyimages
Boston Celtics, análisis movimientos mercado NBA. Foto: gettyimages

Amargura, decepción, tristeza y desarraigo. Eso es lo que inundó el corazón de todos los aficionados de Boston Celtics al ver cómo se saldaba el mercado NBA. El mal momento de la franquicia de Massachussets, que ve incluso comprometida su presencia en playoffs, vaticinaba la necesidad de hacer movimientos arriesgados contundentes. En esa misma línea se expresó Danny Ainge hace semanas, cuando reconocía que el equipo no podía aspirar a nada importante y necesitaba un cambio de rumbo. Sin embargo, a las palabras se las lleva el viento y todo indica que cuando se sentó en su despacho y consultó las cifras económicas de la franquicia, se topó con una cruda realidad, explicada en nba.com.

Deshacerse de Jeff Teague, Javonte Green y Daniel Theis, pívot titular del equipo, para recibir Mo Wagner fue visto con incredulidad por la mayoría, así como el hecho de no reclutar ningún jugador interior que pudiera completar la plantilla. La incorrporación de Evan Fournier es claramente suficiente y se antoja una especie de parche para tratar de mitigar la debacle deportiva, pero sin la contundencia necesaria ni la opción de perpetuarse en el tiempo, ya que el francés será agente a final de temporada y todo indica que optará a un salario que los Celtics no podrán igualar.

  • Evan Fournier será Agente Libre al final de temporada y parece imposible que permanezca en Boston Celtics

Y es que la situación financiera de los de Massachussets era muy comprometida. A pesar de contar con la excepción salarial emanada del traspaso de Gordon Haywarth, los de Boston estaban al borde de superar el margen salarial y tener que pagar la tasa de lujo; algo relativamente grave para todos los equipos, adquiría tintes dramáticos en su caso ya que hubiera sido el tercer año consecutivo que tendrían que haber pagado tasa de lujo, con el consiguiente recargo de la misma. Así pues, haberse desprendido de jugadores de salario alto les permite obtener un margen económico de 900.000 euros para incorporar un veterano emanado de buyout, sin incurrir en tasa de lujo.

Se da por hecho que Fournier viene a desempeñar el papel que atesoraba Gordon Haywarth, y lo más positivo es que se han adquirido sus derechos, por lo que si deciden no renovarle a final de año, pueden hacer un sign&trade como el del mencionado Haywarth, que les vuelva a abrir espacio salarial. El año que viene se encontrarán con que Tatum, Brown, Walker y Smart llegan al máximo de sus contratos, por lo que no sería descabellado que se deshacieran de algunos de ellos, teniendo Kemba todas las papeletas.

  • La única esperanza de Boston Celtics para aspirar a algo es fichar a Andre Drummond con buyout

Como conclusión, cabe indicar que Boston Celtics ha querido maquillar su operación de limpieza financiera con la incorporación de un jugador útil, pero claramente insuficiente para luchar por un anillo y sin margen de recorrido a medio y largo plazo en la franquicia. Su única esperanza radica en hacerse con Andre Drummond en las próximas fechas, una vez que el pívot ha ejercido su derecho de buyout. En tal caso, tendrían un equipo que les permitiría competir, pero seguirían estando lejos de Sixers, Nets y Bucks, grandes dominadores de la Conferencia Este.

Comentarios recientes