Phil Jackson prefiere a Rambis como entrenador que a Thibodeau o Walton

Los rumores que indicaban que eran los dos aspirantes con más posibilidades para dirigir el banquillo de los Knicks empiezan a perder fuerza.

Parece que ni Luke Walton ni Tom Thibodeau ocuparán el puesto de entrenador de los New York Knicks desde este verano. A pesar de los muchos rumores que se han ido publicando durante los últimos dos meses, el presidente de operaciones baloncestísticas del equipo neoyorquino, Phil Jackson, estaría barajando seriamente la posibilidad de mantener a Kurt Rambis hasta la próxima temporada.

Desde que los New York Knicks anunciasen el despido de Derek Fisher como entrenador jefe el pasado 8 de febrero y pusieran a Kurt Rambis al frente del banquillo neoyorquino, el equipo ha ganado 8 partidos ya ha perdido 16 y se ha asegurado por tercer año consecutivo unas vacaciones un poco más largas que las del resto de equipos que sí jugarán Playoffs.

No queremos sonar sarcásticos. El proyecto de Phil Jackson ha fracasado -por el momento- y para la galería ha parecido que gran parte de la culpa la tenía el entrenador que dirigió al equipo durante una temporada y media repleta de cambios y lesiones, pero no tiene por qué ser del todo así.

A pesar del gran acierto en el Draft de 2015 con la selección de Kristaps Porzingis, los Knicks siguen sin dar la imagen que se se espera de un proyecto ambicioso con el mayor mercado de la liga detrás. La situación que se encontró Jackson a su llegada a Nueva York en 2014 era un desastre, pero no podemos decir que haya mejorado sustancialmente, aunque sí bien es cierto que el equipo dispone ahora de cierta maniobrabilidad económica para fichar jugadores que antes no tenía, y lo ha conseguido sin traspasar a su estrella, Carmelo Anthony.

La información que ha publicado The Score apunta a que desde la franquicia neoyorquina creen que Luke Walton no se quiere mover de los Warriors a corto plazo y en el caso de Thibodeau, parece que Phil Jackson no quiere ceder autoridad a un entrenador demasiado defensivo que podría ser reacio a desarrollar el juego que el Maestro Zen quiere para el equipo. Además, todo el mundo conoce la buena relación entre Rambis y Jackson, que se remonta a sus años compartiendo banquillo durante su segunda etapa como entrenador jefe de Los Angeles Lakers.

Comentarios recientes